Los peligros para la salud de una vida sedentaria

Vida sedentaria

El sedentarismo es la enfermedad más extendida en el primer mundo, la que más riesgos conlleva para la salud y la que peligrosamente acecha cada vez más a los niños. No se trata solo de una cuestión física, de tener más o menos peso, de estar más o menos en forma. La vida sedentaria, es realmente un problema que puede poner en grave riesgo la salud.

La falta de actividad física, pasar demasiado tiempo sentado o tumbado, son sinónimos del sedentarismo. Un problema que además de provocar obesidad, es la causa de un montón de enfermedades. Y la realidad es que la mayoría de las actividades que se realizan en el día a día incitan al sedentarismo. Se trabaja sentado frente a un ordenador, hasta nos relacionamos por internet. Pero que sea común, no quiere decir que no sea peligroso.

Cómo afecta el sedentarismo al cuerpo

Peligros de la obesidad

La inactividad es muy peligrosa, además de adictiva. Cuánto menos te mueves, más te cuesta hacerlo, porque no adquieres el hábito y cada vez te vuelves más perezoso. Poco a poco tu cuerpo se va atrofiando, se pierde masa muscular, los huesos se vuelven más débiles y pueden aparecer diferentes patologías en consecuencia. La falta de ejercicio físico afecta al cuerpo de muchas maneras.

Por una parte, tienes el riesgo de subir de peso ya que la falta de actividad limita la quema de calorías. El metabolismo se ralentiza, te cuesta más quemar las calorías. Pero también se dificulta la tarea de asimilar y sintetizar las grasas y los azúcares de los alimentos que se consumen. También es posible que tu sistema inmunitario se debilite, lo que conlleva estar más expuesto a diversas enfermedades.

Tu cuerpo se debilita notablemente con el sedentarismo, los huesos se vuelven más débiles y puede perderse algo del mineral que contienen. Por otra parte, la circulación de la sangre se ralentiza y puedes sufrir inflamación en las extremidades, entre otros problemas más graves. Además, la falta de actividad puede provocar que tu cuerpo sufra un desajuste hormonal, con todo lo que ello conlleva.

Los peligros de la vida sedentaria

Las enfermedades crónicas son aquellas que se mantienen durante un largo periodo de tiempo, incluso algunas no se superan nunca. El sedentarismo supone un gran factor de riesgo para sufrir muchas de esas enfermedades crónicas, entre otras muchas, las siguientes:

  • Obesidad, con el riesgo de todos los problemas derivados del exceso de peso
  • Patologías que afectan al corazón
  • Exceso de colesterol
  • Diabetes
  • Osteoporosis
  • Enfermedades mentales como depresión y ansiedad
  • Presión arterial alta

Llevar un estilo de vida sedentario es realmente peligroso para la salud, porque no solo se corre el riesgo de sufrir alguna de las enfermedades descritas. Está demostrado que la falta de actividad física aumenta las probabilidades de una muerte prematura. Y, cuánto más sedentario sea tu estilo de vida, más peligroso resulta para la salud. Por ello, no se debe minimizar el daño, ni menospreciar los peligros de la falta de actividad.

Cómo incluir el ejercicio en la rutina diaria

Si nunca has practicado ejercicio no debes comenzar dándolo todo desde el primer momento. Primero porque es probable que abandones casi antes de empezar, pero además porque puede resultar incluso peligroso. Lo mejor es empezar poco a poco, tan solo tienes que caminar cada día al menos una hora. Busca la manera de moverte aún cuando tu rutina te lo impida.

Sube las escaleras de casa en lugar de utilizar el ascensor, se trata de uno de los mejores ejercicios y con unos pocos minutos al día estarás trabajando todo tu cuerpo. Intenta ir andando a todas partes siempre que sea posible y para controlar los pasos que realizas cada día, puedes hacerte con una pulsera de actividad. No se trata de volverte una persona fitness de la noche a la mañana, aunque no cabe duda que sería una gran decisión. Empieza con pequeños cambios que te ayuden a abandonar la vida sedentaria. Tu cuerpo y tu salud te lo agradecerán.


El contenido del artículo se adhiere a nuestros principios de ética editorial. Para notificar un error pincha aquí.

Sé el primero en comentar

Deja tu comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*

*

  1. Responsable de los datos: Miguel Ángel Gatón
  2. Finalidad de los datos: Controlar el SPAM, gestión de comentarios.
  3. Legitimación: Tu consentimiento
  4. Comunicación de los datos: No se comunicarán los datos a terceros salvo por obligación legal.
  5. Almacenamiento de los datos: Base de datos alojada en Occentus Networks (UE)
  6. Derechos: En cualquier momento puedes limitar, recuperar y borrar tu información.