La preparación física definitiva para jugar al pádel

Juega al pádel para ponerte en forma. Cuando tenemos una nueva afición a un deporte, es muy importante la preparación física de este deporte, ya sea amateur o querer desarrollarlo de manera profesional. Sabemos que los grandes deportistas profesionales tienen a sus espaldas muchas horas de entrenamiento y preparación física. La preparación física en el pádel es necesaria para ser mejores jugadores y tener mejores partidos, así se disfrutará más y podrás aumentar tu destreza con la raqueta y en el campo.

Si quieres ser mejor jugador tendrás que tener un tipo de preparación física específica para que te ayude a tener mejores partidos en el futuro. Si mejoras llegarás antes a las bolas, te dará más tiempo a ejecutar mejores golpes y con la técnica correcta, sin precipitaciones y pudiendo ver dónde quieres dirigir la bola antes de golpear.

Siempre se ha dicho que el «pádel se juega con las piernas» y es bastante cierto esta afirmación, ya que si no te responden las piernas, por muy bueno que seas golpeando las bolas, no llegarás nunca a ellas.

Las mejores raquetas en pádel.

El tipo de preparación física que necesitas para jugar al pádel

Para tener un mejor juego, necesitas realizar una serie de rutinas que te permitan mejorar. No vale realizar las típicas rutinas de gimnasio, con esa práctica poco se mejora, e incluso puede hacer que sea nocivo para nuestro desarrollo. Hay que entrenar la fuerza, la resistencia, la velocidad y la flexibilidad, y para ello se deben hacer otro tipo de ejercicios. Además, necesitas dos tipos de preparación diferente para poder cubrir todas las áreas.

Debes prevenir las lesiones

Otra razón por la que hay que destinar parte de nuestro tiempo a la preparación física es la prevención de lesiones. Porque como siempre se ha dicho: «es mejor prevenir que curar». Muchas de las lesiones que se producen en el ámbito amateur se deben a que el cuerpo puede no estar acostumbrado a ese movimiento. Por eso, debes invertir en horas de prevención para ahorrarte una futura lesión. 

Prepárate física y psicológicamente

Por último, el entrenarte físicamente afecta positivamente a tu mente, se crea una fortaleza mental que permite enfrentarnos a situaciones estresantes dentro de los partidos. En momentos claves, ayuda a tomar decisiones acertadas, ya que si nuestras piernas están bien seguramente nuestra mente está despejada, en cambio, unas piernas pesadas y fatigadas, molestias en el codo y un corazón acelerado, nuestra mente estará mal y bloqueada. 

Ejercicios para tu preparación física

Si eres jugador de pádel y quieres mejorar tu nivel de juego debes poner más hincapié en el trabajo técnico y desarrollar un programa de fuerza. Por eso, queremos contarte en qué debes centrarte para mejorar en estos aspectos. 

A continuación, voy a exponer algunos de los ejercicios fundamentales que no pueden faltar en tu preparación física.

Beneficios de un mejor físico en el pádel

Antes de comentar cómo podemos aumentar la resistencia y la fuerza, queremos destacar los beneficios que nos va a dar estar en buena condición física. Con los ejercicios conseguirás los siguientes beneficios:

  • Unos desplazamientos más explosivos te ayudarán a llegar más rápido a las bolas.
  • Con desplazamientos más sólidos, más equilibrados nos permitirá una mejor dirección y potencia de golpeo.
  • Mayor resistencia durante los partidos. Un partido de pádel es exigente, la fatiga mental se junta con la física, si somos capaces de evitar esta última, seremos más fuertes que los rivales.
  • Aumento en la potencia en los golpes. Tener una mayor fuerza en el tres superior nos permitirá tener más potencia en los golpes, haciendo que ganemos más puntos.
  • Se mantiene una mejor potencia de golpeo durante el partido.
  • Llegarás a más bolas. Si entrenas el tren inferior, es decir, las piernas, podrás mover con facilidad las piernas y llegar a las bolas, estarás rápido y veloz para poder golpear y ganar el punto.

Cómo entrenar el pádel para ser mejor jugador.

Así debes entrenar la resistencia

Para entrenar la resistencia debes distinguir dos métodos de entrenamiento, el método de resistencia tradicional y el método HIIT. 

El método más tradicional se basa en hacer sesiones largas de más de 45 minutos de ejercicios aeróbico como salir a correr, correr en cinta, nadar, montar en bici, etc. Este método nos permitirá, por un lado, quemar calorías y así ayudar a tener un déficit calórico que nos permita bajar de peso y reducir grasa, además, eso te ayudará a mejorar la capacidad pulmonar, nos hará tener más resistencia en el juego.

El método HIIT se basa en mezclar intervalos intensos con intervalos de descanso. Por ejemplo, un entrenamiento HIIT sería hacer 10 sesiones de 30 segundos esprintando a máxima velocidad, y un minuto de recuperación. Esto hará que nuestra técnica en el pádel sea mejor para aumentar nuestra resistencia durante el partido, ya que siempre estamos combinando la técnica con los sprints para llegar a las bolas.

Así debes entrenar la fuerza

Por otro lado, para aumentar la fuerza en el pádel debes optar por otros ejercicios multiarticulares con diferentes pesas. Estos ejercicios los podemos realizar en un gimnasio o en cualquier lugar si tenemos el material necesario.

Los ejercicios en los que más debes prestar atención son:

  • Sentadillas: este es el ejercicio de pierna por excelencia. Trabajar las sentadillas nos va a permitir fortalecer toda la musculatura inferior con especial énfasis en el glúteo y los cuádriceps. Si nos fijamos en los jugadores profesionales, juegan todo el partido en posición de cuclillas, movimiento igual al que realizamos al hacer una sentadilla.
  • Press de banca: este movimiento ayuda a que nuestro pecho se ejercite, es un ejercicio de empuje donde se implican muchos más músculos. Se trabaja el pectoral, el hombro anterior y los tríceps. Estos 3 músculos son muy importante s cuando realizamos todo tipo de golpes.
  • Ejercicios de tríceps: la realización de ejercicios de tríceps como el press cerrado, o el ejercicio de tríceps con polea, permiten trabajar esos músculos tan importantes para el pádel.

Si quieres mejorar la técnica, ten en cuenta estos consejos y estos ejercicios para que en tu próximo partido sea el mejor partido que hayas jugado nunca.


El contenido del artículo se adhiere a nuestros principios de ética editorial. Para notificar un error pincha aquí.

Sé el primero en comentar

Deja tu comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*

*

  1. Responsable de los datos: Miguel Ángel Gatón
  2. Finalidad de los datos: Controlar el SPAM, gestión de comentarios.
  3. Legitimación: Tu consentimiento
  4. Comunicación de los datos: No se comunicarán los datos a terceros salvo por obligación legal.
  5. Almacenamiento de los datos: Base de datos alojada en Occentus Networks (UE)
  6. Derechos: En cualquier momento puedes limitar, recuperar y borrar tu información.