Beneficios del té de menta

Uno de los tés que tienes que tener en mente durante el invierno, es el té de hojas de menta, una opción de lo más saludable para cuidar de tu organismo.
La menta es una planta con grandes propiedades medicinales, es una infusión riquísima de sabor y muy sencilla de realizar en casa. Te contamos todos sus beneficios para que te enamores de ella.

Este té nos ayudará a mantener un correcto bienestar y nos hará sentir mucho mejor tanto físicamente como mentalmente. Además, se utiliza para recuperarnos de ciertas dolencias físicas.

Propiedades que no debes olvidar

La menta se puede encontrar prácticamente en todos los países del mundo. Es una hierba sencilla de cultivar y se puede tener una planta en casa porque podremos utilizarla fresca en multitud de recetas.

La menta tiene una gran cantidad de vitaminas A y C, además de ácidos grasos omega 3, antioxidantes y minerales de todo tipo. Una combinación perfecta que le otorga grandes cualidades saludables para el organismo.

A continuación os contamos en qué te puede beneficiar el consumir una o dos tazas de té de menta al día.

Beneficios del té de menta

  • Combate el mal aliento: no es casualidad que gran cantidad de dentífricos utilicen la menta como ingrediente principal. La menta evita la halitosis y el mal aliento gracias a sus propiedades antibacterianas, deja un rico sabor en la boca y mantiene alejadas las bacterias.
  • Se utiliza para perder peso: la menta puede ser tu gran aliada si lo que buscas es perder algo de peso, el té de menta puede ayudarte a estimular el metabolismo y quemar grasas acumuladas. Además, evita que tengamos el hígado graso y ayuda a descomponer las grasas.
  • Bueno para tratar la sinusitis: es perfecto para deshacerte de una vez por todas de la congestión nasal y los síntomas de la gripe. Una buena infusión caliente de menta se ayudará a eliminar la mucosidad y podrás respirar con naturalidad, además, si tienes dolor de garganta desaparecerá paulatinamente.
  • Si tienes alergia te lo recomendamos: la menta es un potente antioxidantes, antiinflamatorio y contiene ácido rosmarínico que alivia la alergia estacional y los síntomas más comunes del asma.
  • Mantendrá la piel y tu cabello con aspecto saludable. Tiene propiedades antisépticas y antibacterianas, ataca el virus del herpes comúny puede calmar las afecciones cutáneas de la piel. Además, se puede utilizar para eliminar la caspa y los piojos.
  • Es una bebida muy relajante: perfecta para tomar cuando estamos con mucho estrés, ansiedad o cierta depresión. Aumenta nuestro ánimo y nos relaja, induciendo a un profundo descanso, combatiendo así el cansancio o el agotamiento mental.
  • Alivia dolores musculares: la menta puede ayudarnos a evitar los dolores musculares. Puedes mojar un paño con un poco de té de menta y colocarlo en la zona dolorida. Muchas cremas analgésicas contienen menta por sus grandes propiedades antiinflamatorias.
  • Evita el insomnio: si te cuesta coger el sueño y dormir del tirón, te aconsejamos que bebas una taza de menta antes de acostarte para que concilies el sueño y puedas descansar por las noches.
  • Mejorarán tus digestiones: si sueles tener acidez o pesadez después de las comidas, toma una taza de menta después de cada comida principal para evitar el reflujo y el malestar. Se ha comprobado que puede ser muy beneficioso para aquellas personas que tienen el colon irritable.
  • Beneficioso para pacientes de quimioterapia o radioterapia: el aceite de menta más que la infusión puede ser un gran aliado para aquellas personas que han padecido un cáncer. Contrarresta las náuseas que produce la quimioterapia, además, protege el ADN y previene la muerte de las células que han estado expuestas al tratamiento de la radioterapia.

Cómo hacer té de menta

A continuación, te contamos cómo puedes hacer fácilmente esta infusión o té de menta.

Necesitarás 5 hojas frescas de menta y una taza de agua mineral. Lava bien las hojas mientras el agua caliente. Una vez que rompa a hervir añádelas y aparta del fuego. Deja reposar el agua y las hojas de menta durante unos minutos. Pasado el tiempo puedes tomar la infusión con un poco de miel, limón o la especia que más te guste.

Comparte para difundir

Si te ha gustado nuestro contenido ahora puedes ayudar a difundirlo en las redes sociales de manera sencilla usando los siguientes botones:

Envía
Pinea
Print

Categorías

Consejos salud, Salud

Soy Paula, aunque no me importa que acorten mi nombre en Pau. Estudié comunicación audiovisual y estoy empezando a trazar un camino hacia un futuro profesional. Entre radio, televisión y pequeñas productoras dejo un hueco de mi agenda para compartir con vosotros lo más interesante que me encuentre por este camino.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*

*

  1. Responsable de los datos: Miguel Ángel Gatón
  2. Finalidad de los datos: Controlar el SPAM, gestión de comentarios.
  3. Legitimación: Tu consentimiento
  4. Comunicación de los datos: No se comunicarán los datos a terceros salvo por obligación legal.
  5. Almacenamiento de los datos: Base de datos alojada en Occentus Networks (UE)
  6. Derechos: En cualquier momento puedes limitar, recuperar y borrar tu información.