5 trucos para mantener la casa siempre limpia y ordenada

Mantener la casa limpia y ordenada

Mantener la casa siempre limpia y ordenada es algo que te ayudará a disfrutar de un hogar cálido, acogedor y relajante. Porque no hay nada que altere más la paz mental que tener la casa desordenada, porque el solo hecho de ver que hay que hacer cosas, no te permite disfrutar del descanso que debe ser tu propio hogar. La casa de uno es su refugio, un lugar donde encontrar calma y descanso.

Y para ello, no hay más remedio que dedicar un esfuerzo diario para que todo se mantenga en su sitio. A no ser que te puedas permitir tener una persona que se encargue de todo esto por ti, en cuyo caso te damos la enhorabuena. Pero como no suele ser la norma y aunque así sea, es mejor mantener un cierto orden que te permita disfrutar de tu casa en cualquier momento sin tener que hacer un gran esfuerzo.

¿Quieres saber cómo puedes tener tu casa siempre a punto sin matarte a limpiar? Toma nota de estos consejos. Quizá te lleve un tiempo acostumbrarte y coger la rutina, pero una vez que incorpores estos hábitos en tu rutina, te resultará mucho más sencillo mantener tu casa perfecta, garantizado.

Qué hacer para mantener la casa limpia y ordenada, sin matarte a trabajar

La única manera de no tener que hacer un zafarrancho infernal cada semana o cada quincena, es hacer algunas cosas cada día. Acostúmbrate a mantener el orden en casa, a realizar pequeñas tareas cada día y así, evitarás tener que hacer limpiezas profundas cada poco tiempo. También te ayudará hacer una buena limpieza de cosas que ya no usas, porque cuanto más acumules más te costará mantenerlo todo ordenado.

Deshazte de todo aquello que ya no usas

Un montón de ropa en los armarios, cajones llenos de cargadores de móviles antiguos, velas que ya no tienen olor, mecheros viejos y un sinfín de porsiacasos. Si esto te provoca una sonrisa, es más que probable que tengas que hacer una buena limpia en casa, tranquila, nos pasa a muchas. Todas esas cosas no tienen valor y no hacen más que añadir desorden en casa, abre sin miedo tus cajones y tira todo aquello que no tenga una utilidad real.

Tareas diarias inaplazables

Hacer la cama para tener la casa recogida

Hacer pequeñas tareas en casa cada día es indispensable para que todo sea vea limpio y ordenado. Tan solo te llevará unos minutos pero la diferencia es abismal. Estira la cama cada día y deja tu cuarto ordenado y perfumado. No dejes que los cacharros se acumulen en el fregadero, es más práctico fregar cada cosa que se mancha antes que tener que lavar un montón de cacharros. Pasa el aspirador por toda la casa, el suelo se mantendrá limpio con más facilidad y evita dejar cosas por medio.

Cada cosa en su sitio

Si tienes la costumbre de llegar a casa y dejar en cualquier parte el abrigo, el bolso, las llaves o la mascarilla, es hora de buscar un lugar adecuado para cada cosa. Así, al llegar te obligarás a colocar cada cosa en su sitio. Por ejemplo, coloca un perchero en la entrada donde colgar bolsos, abrigos y complementos. Con un portallaves cerca de la puerta solucionarás el problema de los llaveros. Lo importante es que destines un sitio apropiado para cada cosa, así te resultará más fácil mantener el orden y la limpieza en casa.

Arregla el baño tras ducharte

Limpiar el baño para tener la casa recogida

Unos minutos son suficientes para dejar el baño arreglado después de la ducha. Solo tienes que pasar una bayeta por los grifos o la mampara, limpia el espejo y pasa una fregona. En 5 minutos dejarás el baño recogido y no acumulará suciedad que después te costará más tiempo quitar. Coloca una caja bonita donde tener los productos de limpieza del baño, así, al tenerlos más a mano será más sencillo utilizarlos.

La ropa siempre guardada

Es muy tentador dejar la ropa en el tendedero durante días o a la espera de ser doblada en un rincón otros tantos. Pero no hay nada que de más sensación de desorden que la colada por medio. Además, la ropa se arruga, pierde el olor del suavizante y deja de tener ese aspecto perfecto que buscas cada día al vestirte. Acostúmbrate a guardar la ropa en cuanto esté seca, así, no se acumulará y será más sencillo de mantener.

Aunque parezcan muchas tareas, lo cierto es que estos pequeños gestos diarios te llevarán tan solo unos minutos de tu tiempo cada día. Algo que sin duda agradecerás cuando vayas a hacer una limpieza a fondo, porque todo estará más recogido, limpio y tardarás mucho menos en dejar tu casa limpia y ordenada.


El contenido del artículo se adhiere a nuestros principios de ética editorial. Para notificar un error pincha aquí.

Sé el primero en comentar

Deja tu comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*

*

  1. Responsable de los datos: Miguel Ángel Gatón
  2. Finalidad de los datos: Controlar el SPAM, gestión de comentarios.
  3. Legitimación: Tu consentimiento
  4. Comunicación de los datos: No se comunicarán los datos a terceros salvo por obligación legal.
  5. Almacenamiento de los datos: Base de datos alojada en Occentus Networks (UE)
  6. Derechos: En cualquier momento puedes limitar, recuperar y borrar tu información.