Lapiz blanco para uñas

Lapiz blanco para uñas

Así como existe el lápiz negro delineador para ojos, indispensable para toda chica, existe también el lápiz blanco para uñas, una herramienta que toda chica debería conocer. Aunque el uso del lápiz blanco parece un viejo truco de abuelas o de adolescentes inexpertas, este ha logrado abrirse un espacio en el mundo de la cosmética y ya se encuentra hasta en las mejores marcas.

El lápiz blanco para uñas es un elemento mágico a la hora de hacer una manicura francesa. Sobre todo para aquellas a las que les falla el pulso, o que andan muy ocupadas para pasarse por el salón de belleza. El lápiz blanco ofrece dos ventajas esenciales en el maquillaje de uñas: efectividad y rapidez. La forma de utilizarlo es muy sencilla, sólo tienes que lograr que tus uñas alcancen un largo determinado, creando un espacio suficiente para poder pasar el lápiz por debajo de la uña. El objetivo: blanquear la uña desde adentro. El efecto, una manicura natural.

El lápiz blanco para uñas contiene un pigmento poderoso y natural. Para una buena aplicación, previamente debes humedecer con agua la punta del lápiz y luego pasarla de forma regular por debajo de la uña. Puedes insistir las veces que haga falta. Otro punto a favor de lápiz blanco para uñas es que a fuerza de usarlo el borde de las uñas va adquiriendo un tono blanco que se hace cada vez más nítido, evitando que la uña se ensucie y potenciando su belleza natural.


Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *