Elige tus batallas sabiamente en la educación de tus hijos adolescentes

Educar a los hijos adolescentes no es para nada fácil, y menos en medio de todas las hormonas que les provocan un comportamiento irascible y bastante irritable en la mayoría de ocasiones. Pero también los padres y madres deben entender que ellos también fueron adolescentes y que s una etapa importante en la vida de cualquier persona. Es cuando los niños pasan la transición para ser adultos y conforman poco a poco su identidad.

Los padres y las madres deben tener en cuenta algunas cosas cuando se trata de educar a sus hijos adolescentes. Por ejemplo, es muy importante que enseñen a los adolescentes a que son responsables de sus acciones, que les inculquen valores para que de esta manera crezcan sabiendo cuál es el buen camino, los padres y madres deberán escoger sus batallas… Pero sobre todo, será necesario detectar cuando existen problemas y cuándo ha llegado el momento de buscar ayuda de un profesional.

Elige tus batallas

Cuando tu hijo adolescente se jacta de ser superior a ti o insiste en que se le dé un tratamiento especial, tendrás que ignorar sus comentarios porque será la mejor respuesta. Discutir o debatir sobre esto solo será darle más atención por lo que se estará reforzando de forma negativa un mal comportamiento.

Tendrás que escoger sabiamente tus batallas. Cuando sus palabras o su comportamiento te hagan daño a ti o a otras personas, tendrás que decírselo. No tienes que llamar su atención por cada comentario absurdo que hace, simplemente hacerlo si está hiriendo los sentimientos de otras personas. Debe comprender que las palabras pueden doler y sobre todo comprender, que no debe hacer. Los demás lo que no le gusta que le hagan a él/ella.

Debe ser responsable de sus acciones

Una de las mejores formas de lidiar con un/a adolescente con las hormonas revolucionadas es hacerle responsable de su comportamiento. Debe comprender que solo él/ella es quien debe responder por sus acciones y que nadie más tiene la culpa de lo que él/ella haga o diga. No le rescates cada vez que cometa un error ni tampoco intervengas para salvarle del fracaso todo el tiempo. Debe aprender a tolerar bien la frustración para poder avanzar en la vida.

En lugar de esto, utiliza consecuencias lógicas o naturales en su comportamiento. Si rompe algo, deberá comprar algo nuevo. Si pierde el transporte público a propósito para no ir a la escuela, cóbrale como si fueses un taxista por llevarle al instituto. Ayúdale a resolver problemas específicos, pero también tendrás que animarle a tomar medidas para resolver las situaciones problemáticas que se le vayan presentando por sí mismo/a.

Busca ayuda de un profesional

Si te ves incapaz de poder sobrellevar el mal comportamiento de tu hijo/a adolescente, entonces tendrás que buscar ayuda de un profesional. Si, por ejemplo, no puede mantener amistades porque se enfada a menudo con sus compañeros, o si siempre está suspendiendo las asignaturas, deberás hablar con tu médico para saber cómo actuar de la forma más correcta con tu hijo/a adolescente. Quizá un psicólogo o un psiquiatra podría ayudaros a entender y manejar mejor la situación que estáis viviendo.


Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*

*

  1. Responsable de los datos: Miguel Ángel Gatón
  2. Finalidad de los datos: Controlar el SPAM, gestión de comentarios.
  3. Legitimación: Tu consentimiento
  4. Comunicación de los datos: No se comunicarán los datos a terceros salvo por obligación legal.
  5. Almacenamiento de los datos: Base de datos alojada en Occentus Networks (UE)
  6. Derechos: En cualquier momento puedes limitar, recuperar y borrar tu información.