Cuándo debes preocuparte por el flujo vaginal

Mujer después de un orgasmo

Las mujeres tenemos el flujo vaginal que nos ayuda a proteger nuestros órganos reproductores de posibles infecciones. El flujo vaginal que puedes ver en tus braguitas proviene del moco cervical, que también ayuda a los espermatozoides a que lleguen a fecundar al óvulo cuando se está produciendo la ovulación.

El equilibrio del pH de tu vagina debe ser el adecuado para poder tener una buena salud vaginal, por eso el flujo es un habitual diario en las mujeres. Un flujo vaginal sano será aquel que no tenga olor, con una textura suave y sin color. En algunos momentos del mes puede parecer más acuoso o como si fuese la clara de un huevo, y es eso significará que estás en tus momentos más fértiles del mes (es más fácil que te quedes embarazada), pero… ¿cuándo debes preocuparte por el flujo vaginal?

Es una buena idea consultar a un médico si notas cualquier cambio en tu flujo vaginal, como por ejemplo cambio de textura, de olor o consistencia. Cuando esto ocurre es posible que tengas una infección, pero deberás prestar especial atención si observas algunas señales de que algo no marcha bien.

Flujo con con olor

Si notas una descarga del flujo blanco y que tiene un fuerte olor a queso o pescado, deberás acudir a tu médico porque posiblemente estés padeciendo una vaginosis bacteriana o infección por hongos, sobre todo si tienes otros síntomas como ardor al orinar, inflamación de vagina o dolores abdominales (en el bajo vientre).

Mujer guapa

Flujo amarillo pálido u oscuro

Es posible que tengas gonorrea o vaginosis bacteriana si tienes un flujo vaginal amarillo pálido u oscuro. Si además tiene una textura cremosa y huele a pescado, deberás acudir a tu médico cuanto antes. Puede que sientas otros síntomas como el picor en la vaginal, dolor durante el coito, dolor al orinar o dolor abdominal bajo.

Flujo de color verde

Si tu flujo vaginal es de color amarillento pero con un tinte verde es posible que estés padeciendo clamidia o tricomoniasis y deberás acudir a tu médico lo antes posible. El olor a pescado puede ser nauseabundo y la consistencia pastosa. Puedes tener otros síntomas como el dolor pélvico, la incontinencia urinaria, enrojecimiento de vaginal y manchado entre reglas.

Flujo vaginal gris

La vaginosis bacteriana puede ser la razón por la que tengas un flujo vaginal de color blanco turbio o incluso gris. Tendrá un olor fuerte y una consistencia grumosa. Otros síntomas serían picazón alrededor de la vagina, inflamación y sensación de ardor al orinar. 

tendencias de belleza obsoletas

¿Cuándo debes consultar a tu médico?

Como te he dicho antes, es necesario que acudas a tu médico ante cualquier cambio repentino con el color, la consistencia y el olor de tu flujo vaginal. Es necesario que lo hagas cuanto antes para que pueda tomar algunas muestras de tu flujo vaginal y así saber de qué se trata exactamente, sólo de este modo podrás saber si hay algún problema subyacente más grave y tratar las dolencias de las que te diagnostique el médico. Si estás embarazada una infección vaginal puede ser peligroso para el bebé. Es necesario que tengas unos buenos hábitos de higiene para poder prevenir las infecciones vaginales.


Categorías

Salud

Maria Jose Roldan

Madre, maestra de educación especial, psicopedagoga y apasionada de la escritura y la comunicación. Fanática de la decoración y el buen gusto... Ver perfil ›

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *