Aprende a tratar de forma natural los callos

Nadie se salva de sufrir alguna vez algún callo, de forma general aparecen en las manos, dedos o pies. No suelen dar muchos problemas, pero lo ideal es tratarlos de forma natural para que desaparezcan paulatinamente.

Para deshacerte de ellos, te contamos algunos remedios caseros y tratamientos sencillos a base de productos naturales que puedes realizar tranquilamente en casa. 

Los callos pueden ser muy molestos y hasta dolorosos, son antiestéticos y dificultan en algunas ocasiones nuestro día a día.

¿Cómo aparecen los callos?

Los callos se crean a base de una excesiva acumulación de queratina que se agrupa justo en la zona donde las células muertas se han ido depositando y compactando, provocando, esa zona gruesa de piel endurecida tan característica.

Se crea a base de una rozadura o fricción producida por un tiempo determinado. Suelen aparecer en los laterales de los pies, talones o palmas en las manos. Ya sea en unos casos por el uso del calzado y otros por el uso de herramientas.

Hay que tener en cuenta la importancia de tener un buen calzado en cada momento, porque si queremos desempeñar una actividad deportiva tenemos que vestirnos adecuadamente, o saber coger las herramientas u objetos del trabajo.

Mejores remedios para tratar los callos

La premisa que todos conocemos para eliminar los callos es ablandarlos durante un tiempo con vapor o agua caliente y después frotar la zona con una piedra pómez. 

Sin embargo, existen otros tratamientos naturales muy efectivos que deberías conocer:

Cebolla

La cebolla es una hortaliza con grandes propiedades, no sólo propiedades nutricionales sino también curativas que hacen que sea un alimento muy versátil. 

Tiene propiedades antisépticas, y ayuda a ablandar la piel haciendo que los callos desaparezcan fácilmente en pocos días.

Corta por la mitad una cebolla y frota con una de las mitades la zona afectada, después cubre con un calcetín para que el fluido de la cebolla actúe. Pasados 15 minutos lava y enjuaga.

Puedes realizar este tratamiento tantas veces como lo necesites.

Cataplasma con aspirina y limón

Puedes realizar un empaste a base de aspirina y limón, para ello, machaca 7 aspirinas junto al zumo de un limón, tiene que quedar una pasta espesa.

Limpia la zona del callo y seca bien, aplica la crema, cubre con una bolsa de plástico y deja actuar alrededor de 20 minutos. Lava pasado el tiempo con agua caliente y frota con una piedra pómez para retirar las células y piel muerta.

Camomila o manzanilla

Una planta medicinal muy importante que también puede resultarte muy útil para remover fácilmente los callos.

Prepara té de manzanilla, la cantidad que necesites para después sumergir en él tanto los pies o las manos a tratar. Ten cuidado de no quemarte.

La camomila tiene propiedades sedantes, ayuda a equilibrar el pH de la piel y nos brinda un aroma muy relajante, uno de los tratamientos más sencillos de realizar.

Tomate

Aunque no lo hayas pensado nunca, el tomate también es perfecto para ayudar a la calidad de nuestra piel. Y por supuesto, nos ayuda a eliminar los callos producidos en la piel.

Para llevarlo a cabo, tan sólo tenemos que rallar el interior de un tomate, triturarlo y crear una especie de pasta. Como tiene mucha agua puedes retirar un poco para que no sea tan líquido.

Aplica en la zona y venda la zona con una gasa o una tela, lo ideal es hacer este tratamiento por la noche para que actúe durante mínimo 8 horas. Por la mañana lava y limpia la zona normalmente. Es un tratamiento lento, por lo que se debe repetir mínimo 5 días a la semana.

Vinagre de manzana

Es casi imposible no hablar del vinagre de manzana, tienen muchísimos usos para cuidar de nuestra salud de manera natural y también, muchos usos para limpiar nuestro hogar. 

En este caso, lo tenemos que utilizar del mismo modo que la infusión de manzanilla, cuando terminemos de nuestro día o sepamos que tenemos un callo, en un recipiente añade un buen chorrito de vinagre de manzana con agua y sumerge durante 20 minutos.

Pasado el tiempo enjuaga y ayúdate de una piedra pómez para frotar los callos con suavidad.

Piedra pómez

Cada persona tiene un tipo de piel diferente y si en tu caso eres propenso a tener callos te aconsejamos que siempre tengas a mano una piedra pómez porque en cada momento puedes echar mano de ella e ir eliminando la piel muerta.

La piedra pómez es una especie de lima natural, se puede usar para eliminar los callos secos o mojados. Lo ideal es realizar movimientos suaves y circulares para no dañar nuestra piel, tenemos que hacerlo con firmeza pero a la vez delicadeza.

Como has podido comprobar es sencillo cuidar y tratar nuestros callos de forma natural, tan sólo tenemos que conocer cuáles son aquellos productos o ingredientes que nos pueden ayudar a eliminarlo.

Pon en práctica nuestros consejos y comprobarás cómo desaparecen los callos, rápidamente y sin dolor.


Categorías

Consejos salud, Salud

Soy Paula, aunque no me importa que acorten mi nombre en Pau. Estudié comunicación audiovisual y estoy empezando a trazar un camino hacia un futuro profesional. Entre radio, televisión y pequeñas productoras dejo un hueco de mi agenda para compartir con vosotros lo más interesante que me encuentre por este camino.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*

*

  1. Responsable de los datos: Miguel Ángel Gatón
  2. Finalidad de los datos: Controlar el SPAM, gestión de comentarios.
  3. Legitimación: Tu consentimiento
  4. Comunicación de los datos: No se comunicarán los datos a terceros salvo por obligación legal.
  5. Almacenamiento de los datos: Base de datos alojada en Occentus Networks (UE)
  6. Derechos: En cualquier momento puedes limitar, recuperar y borrar tu información.