3 preguntas importantes que debes hacerte sobre la educación de tus hijos

Es posible que algunas veces sientas que no eres la mejor o el mejor en cuanto a la crianza de tus hijos. Quizá algún día les gritas más de la cuenta porque estás cansada o piensas que las cosas van regular y ya no sabes qué más hacer. Pero si te sientes así, es porque también quieres mejorar. Recuerda que si quieres que tus hijos crezcan felices y bien educados, lo primero es que tú estés bien física y mentalmente.

Los niños necesitan a una madre y a un padre emocionalmente sano y equilibrado para que de esta manera, tengan buenos ejemplos a seguir en cuanto a comportamiento coherente. La crianza desde el respeto y el amor es fundamental, pero también, ten en cuenta las siguientes preguntas que debes hacerte desde hoy y cada día para que crezcan saludablemente.

¿Le enseñas a tu hijo sobre el dinero?

Tus hijos necesitan comprender el valor del dinero.  Si por ejemplo, se ha descargado juegos y ha gastado del dinero familiar sin darse cuenta o sin valorar la importancia del dinero, tendrá que pagar en casa de alguna manera, como reducir la cuota de su paga semanal o hacer taras adicionales en el hogar.

Los niños deben aprender a respetar el dinero, a saber que cuesta ganarlo y que sobre todo, hay que aprender a gestionarlo de forma responsable. Solo de esta manera tu hijo podrá comenzar a tener una relación saludable con el dinero. Cuando tenga unos seis años, puedes comenzar a introducir una hucha para que comience a ahorrar cada vez que quiera caprichos.

¿Responsabilizas a tus hijos por sus acciones?

Los niños necesitan algo de espacio para reflexionar sobre el aprendizaje y la compasión. Necesitan calmarse para que les puedas ayudar a comprender sobre respeto y cuidado propio y ajeno. Si por ejemplo, tu hijo hace daño al gato, tendrás que enseñarle a ver que el ataque al animal es lo mismo que maltratar y lastimar.

Puedes pedirle que se imagine que él es el gato y que le han estirado de la cola. Si le ha arañado el gato, tendrás que decirle que ese es el resultado de hacerle daño, el animal, solo intentó defenderse. Los padres que culpan y castigan al gato, sin responsabilizar a su hijo, crearán problemas para el futuro de su hijo y el bienestar de la propia familia. Es importante destacar que tu hijo no aprenderá nada sobre la importancia de respetar a los animales si culpas al gato solo por defenderse.

¿Refuerzas positivamente la conducta de tu hijo?

Imagina que después del trabajo, recoges a tu hijo en el cole y descubres que tiene toda la ropa nueva llena de pintura. ¿Cómo reaccionas? Los padres que tienen un buen sentido del humor los ayudarán a enfrentar cualquier desafío que presente el hijo. Recuerda que siempre hay una forma de evitar el incidente que ayudará a tu hijo a aprender del error y evitarlo en el futuro, como por ejemplo, ponerse una bata antes de hacer pintura en clase. También puedes ayudarle a ser más cuidadosos con la ropa y darle un reguero positivo cuando vengan de la escuela con la ropa limpia.

En cambio, si arremetes contra tus hijos por ensuciar su ropa, estarás dañando gravemente su autoestima y no evitarás que lo eviten la próxima vez.


Categorías

Consejos mamás, Madres

Madre, maestra de educación especial, psicopedagoga y apasionada de la escritura y la comunicación. Fanática de la decoración y el buen gusto estoy siempre en un aprendizaje continuo... haciendo de mi pasión y mis aficiones, mi trabajo. Puedes visitar mi página web personal para estar al tanto de todo.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*

*

  1. Responsable de los datos: Miguel Ángel Gatón
  2. Finalidad de los datos: Controlar el SPAM, gestión de comentarios.
  3. Legitimación: Tu consentimiento
  4. Comunicación de los datos: No se comunicarán los datos a terceros salvo por obligación legal.
  5. Almacenamiento de los datos: Base de datos alojada en Occentus Networks (UE)
  6. Derechos: En cualquier momento puedes limitar, recuperar y borrar tu información.