Viviendo lejos después de la boda

1203692234_163.jpg¿Te vas a vivir a otra ciudad o país luego de tu boda? Si no quieres adaptarte, no lo lograrás aunque vivas ahí 80 años…

Si por su trabajo tiene que vivir en otra parte, no importa que tan lejos o que tan cerca, lo más seguro es que sientas de pronto emoción y otras tristeza. Ambas cosas son comprensibles, pero todo en esta vida hay que verlo por el lado positivo, porque si empezamos con cosas negativas lo único que se logra es amargarnos la existencia y a los que nos rodean.

Siempre hay que ver las cosas como una oportunidad para crecer como personas y para crecer en nuestra relación así que aquí te damos unos tips para ver las cosas desde un ángulo positivo:

  • Estarán solos: esto quizá te cause emoción al principio y luego stress, pero es importante pensar que solos deberán solucionar sus problemas, enfrentarse a las cosas del día a día y no tendrán presiones por nada.
  • ¿Sin amigos? A lo mejor al llegar a la ciudad donde vivirán se sienten más solos que una ostra, pero esto es nuevamente cuestión de actitud, si tú no tienes trabajo (que es el lugar más fácil para relacionarte en menor tiempo) trata de ver la forma de hablar con las esposas de los compañeros de él, visita a tus vecinas, inscríbete en una escuela, busca trabajo o busca hacer manualidades.

  • ¿Tu familia y amigos lejos significa olvido? Claro que no, y menos en esta época donde la comunicación es cada vez más accesible y global, si no puedes hablar todos los días con tus papás o amigos por teléfono por el costo, entonces puedes hacerlo por correo electrónico (si no tienes PC en todas las ciudades hay un cybercafé) o por carta, te darás cuenta que tienes mil cosas que contar y que te cuenten.
  • Extrañar duele. Claro que si, pero es una oportunidad de dos vías, las personas que se queden en la ciudad de donde eres también te extrañaran, así que la cosa es mutua y es muy sano darnos cuenta que somos importantes para otros o que otros los son para mi.
  • ¿Perderé a mis amigos? Entonces no eran de verdad, uno no tiene que verse a diario, hablarse todos los días o contarse todo para ser amigos solo tienes que estar ahí cuando debas estar.

Habrá cosas completamente diferentes en ese lugar nuevo a los que tendrás que acostumbrarte como:

  • El clima
  • El ritmo de vida: si es lento a donde vas comenzaras a disfrutar de la tranquilidad de otro ritmo de vida, y quizá hasta te sobre tiempo para hacer cosas y entonces aprovecha, puedes hacer ejercicio, escribirle a tus papas o amigos, tomar clases de algo o simplemente dormir. Si por el contrario tu vida se agitara demasiado entonces a ponerse las pilas porque el tiempo no alcanzara para nada.
  • Diferentes costumbres: aunque hay grupos muy cerrados, siempre hay de todo, no te desesperes, comprende y aprende, recuerda que “Al lugar donde fueres has lo que vieres” pero siempre con animo y buen humor, todo proceso toma tiempo.

Todo en esta vida es cuestión de enfoques, y esto no es la excepción. El adaptarte o no a vivir lejos depende de ti casi en un 90%. Si no quieres adaptarte, no lo lograrás así vivas ahí 80 años. Pero, si ves todo con optimismo y con sentido del humor (algo sin lo cual no puedes vivir lejos), entonces toda la experiencia será una andanza romántica y divertida, que te enseñará muchísimo sobre todos los aspectos de la vida.

Cuida tu cuerpo
¿Quieres estar en forma y disfrutar de una vida saludable? No te pierdas estos consejos para conseguirlo:
¡Adiós a la celulitis!Gimnasia facial sin cirugía

Categorías

Bodas

Mujeres con Estilo

Mujeresconestilo era una web sobre belleza, moda, salud y otros consejos para la mujer. Actualmente está integrada dentro de Bezzia.com para formar... Ver perfil ›

Deja un comentario