Trucos para un cuero cabelludo sano

Cuero cabelludo sano

El cuero cabelludo puede sufrir por diferentes factores a lo largo de la jornada. Desde la polución a los productos que utilizamos, el sol, el calor o la humedad pueden hacer que el cuero cabelludo termine por acumular toxinas que no son buenas para el cabello. Mantener un cuero cabelludo sano es algo muy necesario para tener un cabello saneado.

Los cuidados del cuero cabelludo son muy variados y suelen ser unos grandes olvidados. Nos solemos centrar en el cabello sin olvidar que nuestro cuero cabelludo es el lugar del que nace el cabello y por tanto debe cuidarse al máximo.

Exfolia el cuero cabelludo

La exfoliación en el cuero cabelludo debe hacerse de vez en cuando para mejorar su estado. El cuero cabelludo se llena de toxinas y suciedad que hay que retirar. Si exfoliamos esta zona conseguiremos que la piel se encuentre en mejor estado y el folículo piloso pueda crecer con mucha más fuerza y rapidez. Se debe hacer una vez cada dos semanas, lo que mejorará el estado del cuero cabelludo.

Es bueno utilizar una sustancia que tenga ácido salicílico o extracto de sauce blanco. En el cuero cabelludo con escamación o picor se recomienda este tipo de sustancias porque pueden ayudar a evitar ese tipo de problemas. Si nuestro cuero cabelludo es sensible tenemos que escoger un producto que sea suave para evitar irritación en la zona.

Utiliza productos de calidad

Cuero cabelludo saludable

En ocasiones el problema es que no utilizamos productos de calidad, sino que tenemos algunos que cuentan con siliconas y otras sustancias que pueden adherirse al cabello y al cuero cabelludo evitando que el pelo crezca de forma sana. En la actualidad tenemos muchos productos naturales de calidad que se pueden usar para mejorar el estado del cuero cabelludo y del cabello. Los champús sólidos pueden ser una gran alternativa a los champús de siempre repletos de químicos. Cuidan nuestro cuero cabelludo con productos que no son agresivos y que además no acumulan toxinas.

Consume buenos alimentos

Para tener un cuero cabelludo y un cabello sano también hace falta alimentarlos desde dentro. En este sentido tenemos que consumir alimentos que tengan hierro y también alimentos que contengan zinc. Una dieta equilibrada siempre nos ayudará a mantener una salud adecuada en el cabello. La hidratación es otra parte importante, ya que si no estamos hidratados la piel se reseca y puede aparecer descamación en el cuero cabelludo y en la piel.

Masajes en el cuero cabelludo

Los masajes ayudan a activar la circulación  y a que el flujo sanguíneo llegue a los folículos pilosos. Esto es necesario para el adecuado crecimiento del cabello y para que este se caiga menos. Podemos realizar el masaje con los dedos o bien con un cepillo con cerdas anchas. Es posible realizar masajes a diario, mejorando así la salud del cuero cabelludo.

Agua fría para tu cabello

Cuero cabelludo sano

Aunque solemos ducharnos en agua caliente o tibia, lo cierto es que lo más sano es que nos lavemos el cabello con agua fría. El agua fría mantiene el cuero cabelludo en mejor estado, activa la circulación y cierra los poros. Además, si nos lavamos el cabello con agua fría notaremos cómo el pelo brilla más. Si te cuesta lavar todo el cabello, siempre puedes terminar la ducha con un chorro de agua fría.

Protección contra el sol

Solemos proteger nuestra piel con protección solar, pero nos olvidamos del cabello y del cuero cabelludo, que puede quemarse igualmente y sufrir daños. Hay protectores solares para el cabello pero esto no protege nuestra piel. Lo mejor que podemos hacer es utilizar una gorra, un gorro o un pañuelo para proteger la cabeza del sol. Esto además ayuda a mantener la humedad en el cuero cabelludo y protege el pelo.


El contenido del artículo se adhiere a nuestros principios de ética editorial. Para notificar un error pincha aquí.

Sé el primero en comentar

Deja tu comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

*

*

  1. Responsable de los datos: Miguel Ángel Gatón
  2. Finalidad de los datos: Controlar el SPAM, gestión de comentarios.
  3. Legitimación: Tu consentimiento
  4. Comunicación de los datos: No se comunicarán los datos a terceros salvo por obligación legal.
  5. Almacenamiento de los datos: Base de datos alojada en Occentus Networks (UE)
  6. Derechos: En cualquier momento puedes limitar, recuperar y borrar tu información.