Trucos para tener unas uñas largas

Las uñas largas o cortas son tendencia, ya que se pueden llevar de muchas maneras. Cada persona se expresa con ellas a su manera y sin duda son una parte que nos puede dar mucho juego gracias al nail art, los esmaltes y las uñas de gel. Sin embargo, si quieres tener unas uñas largas debes tener en cuenta algunos aspectos y trucos.

Unas uñas largas son difíciles de llevar, ya que requieren cuidados. Este tipo de uñas pueden llegar a romperse con facilidad, lo que hace que queden descuidadas y feas. Si vas a llevar las uñas largas tienes que tener en cuenta los consejos que damos a continuación para mantenerlas en buen estado.

Uñas propias o de gel

A la hora de elegir si vamos a tener unas uñas largas, estas pueden ser nuestras propias uñas o bien unas de gel. Si vamos a tener nuestras propias uñas largas debemos saber que el mantenimiento es difícil, pues tienden a romperse, sobre todo si están algo débiles. Esto solo es posible si la persona cuenta con unas uñas especialmente fuertes.

En el caso de no tener uñas fuertes o de no querer esperar a que estas crezcan, siempre nos queda la posibilidad de utilizar las de gel. Este tipo de uñas se añaden sobre nuestra propia uña con diversas capas de gel que las hacen muy resistentes una vez se seca y se solidifica. De esta forma tendremos unas uñas que nos durarán lo que tarden en crecer nuestras propias uñas. Hoy en día es la opción más elegida debido a lo rápido que resulta tener estas uñas y a lo mucho que duran intactas.

El papel de la alimentación

La alimentación juega un papel muy importante a la hora de tener unas uñas y un cabello fuertes. Si comemos mal no tendremos los nutrientes necesarios para que estos elementos crezcan fuertes y sanos. Tanto las proteínas como las vitaminas son muy necesarios si deseamos tener unas uñas largas y resistentes. Tomar proteínas vegetales como las legumbres, proteínas magras como la carne de pavo, verduras y otros alimentos sanos contribuyen a que nuestras uñas se encuentren más fuertes. Esto es importante incluso si nos ponemos unas uñas de gel, ya que las nuestras necesitarán ser resistentes.

Cuida tus uñas en las tareas

Para tener uñas largas debemos evitar que se rompan, incluso si son de gel. Las tareas diarias pueden dificultar el hecho de tener este tipo de uñas. Para evitar su rotura debemos extremar los cuidados. Por un lado hay que evitar hacer tareas que puedan romper las uñas. La protección con guantes es muy necesaria, sobre todo al manipular agua, ya que las uñas se reblandecen, o también productos químicos que pueden estropearlas.

Lima con cuidado

Para aquellas que se dejen las uñas largas, deben limar con cuidado. La lima debe ser de cartón, pues evita en mayor medida las roturas. Se debe dar la forma deseada a la uña para que vaya creciendo en este sentido. El limado y el pulido de uñas ayudan a darle un mejor aspecto a nuestras uñas.

Utiliza esmaltes de protección

A la hora de pintarnos las uñas podemos aplicar el esmalte de color directamente o bien tratar las uñas. Hay muchos esmaltes transparentes que ayudan a reforzar las uñas. Estos esmaltes se utilizan como base, para que el esmalte con color no deteriore la superficie de la uña.

El truco de la cebolla

Existe un truco que al parecer ayuda a que las uñas crezcan más sanas y mejores. Utilizar el jugo de una cebolla es la clave, ya que tienen propiedades para mejorar nuestras uñas. Si mojas el jugo en un algodón y lo pasas por tus uñas verás cómo es mejor el resultado. Tus uñas crecerán fuertes y largas.


Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*

*

  1. Responsable de los datos: Miguel Ángel Gatón
  2. Finalidad de los datos: Controlar el SPAM, gestión de comentarios.
  3. Legitimación: Tu consentimiento
  4. Comunicación de los datos: No se comunicarán los datos a terceros salvo por obligación legal.
  5. Almacenamiento de los datos: Base de datos alojada en Occentus Networks (UE)
  6. Derechos: En cualquier momento puedes limitar, recuperar y borrar tu información.