Trucos para el delineador de ojos (I)

delineador

Muchas mujeres le temen al delineador de ojos porque creen que nunca les saldrá una línea perfecta, pero esto no es tan así como parece.

En este post te doy algunos trucos que puedes poner en práctica fácilmente para tener un maquillaje increíble con un delineado perfecto.

Trucos para el delineador de ojos (I)

Calentar el lápiz delineador de ojos

Un lápiz delineador de ojos seco o quebradizo realidad puede raspar la piel y noi permitir que se pueda dibujar una línea perfecta.
Simplemente hay que calentar la punta del lápiz, durante unos segundos con el secador de pelo, con el fin de obtener una textura más suave y manejable.

En caso de que se quiera intentar con un encendedor, la textura del delineador va a ser diferente, más similar a delineador en gel y siempre hay que probar en el dorso de la mano para verificar que no esté muy caliente para la piel de los párpados.

Línea perfecta con doble delineador

Cuando se tienen problemas para trazar una línea perfecta con el delineador líquido, el mejor truco es empezar con el lápiz.
El delineador líquido permanecerá donde pasó el lápiz, además si hay errores es mucho más fácil de quitar.

Líneas rectas con una tarjeta

Dibujar una línea perfecta con cualquier delineador no es sencillo, requiere de mucha práctica. Pero las maquilladoras amateurs pueden conseguir un acabado perfecto simplemente utilizando una tarjeta de crédito.
Tienes que apoyarla la esquina exterior de los ojos y usarla de soporte para el trazado.

Corregir errores con un delineador color piel

Uno de los mejores trucos del delineador de ojos para obtener una clara línea o simplemente corregir un error es emplear un producto color piel.
De este modo se tapa la mancha y no se tiene que limpiar el delineador de ojos oscuro.

Empezar desde esquina exterior

Para un look verdaderamente profesional, no hay que iniciar la aplicación del delineador en la esquina interior del ojo.
Hay que decidir sobre la forma que se desea al final y empezar por ahí. Y si se quiere un aspecto más natural, hay que detenerse a medio camino a través del párpado, pero siempre empezando desde la esquina externa primero para obtener una imagen más definida.


Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *