Trucos de belleza básicos que funcionan siempre

Trucos de belleza

Hoy en día nos vemos saturadas con muchos productos y sobre todo con su publicidad, que en ocasiones exagera las propiedades de dichos productos. Es por eso que llegamos a cansarnos de probar distintas cosas para cuidarnos sin obtener los resultados esperados.

Hay algunos trucos sencillos que son bien conocidos y que siempre funcionan, para todo el mundo, así que en caso de que no hayas encontrado el producto ideal, siempre puedes recurrir a estos pequeños trucos. Debemos tener en cuenta estas ideas porque a veces son las más efectivas y no nos complican la vida con caros tratamientos.

Pelo hidratado y brillante

Aceite de oliva

Todas queremos tener una bonita melena, hidratada y brillante, bien cuidada y sin encrespamiento. El cabello puede llegar a resecarse por múltiples factores, desde el uso del secador al uso de tintes. Es por eso que uno de sus problemas principales es la sequedad, el encrespamiento y la rotura. Para evitar esto debemos tratar de hidratar nuestro cabello a diario. Hay algunos productos que nos pueden ayudar a darle la hidratación que necesita, como el estupendo aceite de oliva. Es un aceite que no se debe usar en la raíz, pero que sí se debe usar en las puntas. Nutre el cabello en profundidad, le aporta suavidad evitando ese molesto encrespamiento y le da mucho brillo. Se puede usar en las puntas como una mascarilla antes de lavarnos el cabello. Notaremos la diferencia desde la primera aplicación.

Evita los puntos negros

Los puntos negros en el rostro es algo que tiene casi todo el mundo. Suelen ser más abundantes en las pieles grasas, puesto que generan más sebo e impurezas pero los otros tipos de pieles no se libran de este problema. Los puntos negros se pueden combatir con una buena limpieza diaria. El producto estrella en este caso es el bicarbonato, que todos tenemos en casa. Utiliza el bicarbonato y un poco de aloe vera para hacer una mezcla que limpie y cuide la piel al mismo tiempo. Realiza un masaje sobre las zonas con impurezas y limpia el rostro. Esto puedes hacerlo una vez por semana para tener una piel libre de puntos negros.

Retira las manchas de la piel

Zumo de limón

Las manchas en la piel pueden ser todo un problema, sobre todo durante el verano. Son muchas las personas que en contacto con el sol notan cómo aparecen manchas en el rostro. Una de las cosas que hay que hacer es prevenir y utilizar siempre protector solar. Pero si incluso así ves algunas manchas en el rostro hay un remedio sencillo que te puede ayudar. El zumo de limón puede ser un gran aliado, ya que ayuda a blanquear la piel cuando tenemos este problema. Se puede mezclar con el aloe vera que cuida la piel. Eso sí, cuando lo pongamos sobre la piel hay que evitar ponerse al sol, pues puede ocasionar el efecto contrario, crear manchas blancas en la piel.

Labios suaves e hidratados

Si quieres un dos por uno a la hora de cuidar tus labios, te recomendamos dos ingredientes que seguramente encontrarás en cualquier cocina. Nos referimos al azúcar, que es un perfecto exfoliante natural, y al aceite de oliva, que es un producto que nos ayuda a hidratar. Usa unas gotas de aceite de oliva sobre los labios y añade un poco de azúcar después. Exfolia suavemente con esta mezcla y notarás unos labios sin pieles e hidratados.

Piel hidratada

Aceite de oliva

Uno de los mejores productos que puedes tener siempre a mano en casa para tener la piel hidratada es el aceite de almendras. No es caro e hidrata en profundidad, ayudando incluso a evitar problemas como la dermatitis.


Sé el primero en comentar

Deja tu comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*

*

  1. Responsable de los datos: Miguel Ángel Gatón
  2. Finalidad de los datos: Controlar el SPAM, gestión de comentarios.
  3. Legitimación: Tu consentimiento
  4. Comunicación de los datos: No se comunicarán los datos a terceros salvo por obligación legal.
  5. Almacenamiento de los datos: Base de datos alojada en Occentus Networks (UE)
  6. Derechos: En cualquier momento puedes limitar, recuperar y borrar tu información.