¿Se puede sobrealimentar a un bebé?

bebe comiendo

Los bebés generalmente saben cuándo han tenido alimentación suficiente, ellos paran de alimentarse cuando se sienten satisfechos por este motivo es un gran error insistir a un bebé para que coma más en una toma. Tanto si se trata de alimentación por fórmula en biberón o de leche materna en el pecho de la madre, es necesario saber si se puede sobrealimentar a un bebé.

Cuando un bebé ha tenido suficiente alimentación se retirará del pezón de la madre o de la tetina del biberón y no querrá introducirse de nuevo el pezón o la tetina en la boca. Incluso puede tener arcadas o vomitar porque ha tomado más de la cuenta.

Si notas que tu recién nacido está escupiendo mucho, puedes pensar que estás sobrealimentando a tu pequeño. Sin embargo, solo un profesional calificado puede determinar si este es realmente el caso. Es importante comprender las señales que te dará tu bebé cuando esté lleno.

¿Se puede sobrealimentar a un bebé?

La sobrealimentación se refiere a darle al bebé más leche de la que necesita para una nutrición adecuada. Es prácticamente imposible sobrealimentar a un recién nacido. No comen en base a emociones o estresores externos. Comen cuando tienen hambre y cuando están llenos, se detienen.

Cuando hay demasiada leche en el estómago de tu hijo, pueden escupir y estar molestos debido a molestias estomacales. Es posible que tu bebé no pueda digerir adecuadamente la leche extra y esto puede conducir a problemas digestivos como heces sueltas y escupición excesiva. La sobrealimentación también puede causar que un bebé con cólicos se agite más.

Las siguientes son algunas señales de que puede estar sobrealimentando a tu bebé:

  • Tu bebé aumenta de peso rápidamente y tiene un peso mayor de lo normal para su altura y edad.
  • Es posible que tu bebé produzca heces muy malolientes que gotean.
  • Tu bebé puede experimentar gases en forma de eructos excesivos o flatulencia.
  • Episodios frecuentes de escupir
  • Irritabilidad
  • Malos hábitos de sueño

A veces, la sobrealimentación puede imitar otras condiciones como el cólico, el reflujo o la intolerancia a la lactosa. La principal diferencia es que el bebé experimentará un crecimiento saludable durante todo el proceso, mientras que un bebé que tiene un problema subyacente como cólico o reflujo puede exhibir un crecimiento deficiente.

bebe comiendo

Cómo evitar sobrealimentar a tu recién nacido

No tendrás que preocuparte demasiado por sobrealimentar a tu bebé porque los bebés, incluso los recién nacidos, son bastante buenos para regular la cantidad de alimentos que necesitan. Sin embargo, si notas que tu bebé parece estar aumentando de peso rápidamente o hay un salto significativo en el lugar donde se encuentra tu bebé en la tabla de crecimiento para su altura y edad, la sobrealimentación puede ser el culpable.

Lo más importante a considerar es si tu bebé está sano. Si el pediatra determina que él o ella está sano, entonces no tienes nada de qué preocuparse. Debes abordar cualquier inquietud tan pronto como surja, con el médico de tu hijo. También vale la pena señalar que tu bebé puede escupir leche o estar irritable incluso si no se le estás sobrealimentando.


Sé el primero en comentar

Deja tu comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*

*

  1. Responsable de los datos: Miguel Ángel Gatón
  2. Finalidad de los datos: Controlar el SPAM, gestión de comentarios.
  3. Legitimación: Tu consentimiento
  4. Comunicación de los datos: No se comunicarán los datos a terceros salvo por obligación legal.
  5. Almacenamiento de los datos: Base de datos alojada en Occentus Networks (UE)
  6. Derechos: En cualquier momento puedes limitar, recuperar y borrar tu información.