Remedios caseros para la tos

Mujer tosiendo

No hay nada más molesto cuando nos refriamos que no parar de toser. Además, cuando llevas mucho tiempo tosiendo, llega un momento que puedes sentir incluso que tienes la garganta hasta irritada y que te empieza a doler. Por eso, cuando tienes tos lo mejor que puedes hacer es conocer algunos remedios caseros para la tos y evitar tener tantas molestias.

Además, cuando se conocen remedios caseros para la tos, es siempre una buena solución porque así evitas tener que tomar medicamentos y productos químicos. Es mucho más saludable tomar remedios caseros que acudir a fármacos. Los medicamentos son para tomarlos si no te queda más remedio y si tu médico te ha aconsejado tomarlos porque tu estado de salud lo requiere. Pero si solo tienes una tos molesta, entonces lo mejor es echar mano de los remedios caseros. 

Los tipos de tos

hombre tosiendo

Hay dos tipos de toses principales: las toses secas y las toses productivas. Una tos productiva es aquella en la que se tiene tos con flemas o mocos. Cuando esto ocurre, la tos no debe suprimirse porque tu cuerpo la necesita para expulsar la suciedad que hay en el pecho y en los pulmones –los mocos-. A pesar de que no debe ser suprimida, existen algunos remedios que pueden ir bien para no sentir tantas molestias, como por ejemplo la inclusión de un expectorante o algo que afloje los mocos y que sea mucho más fácil deshacerse de ellos –como por ejemplo, beber mucha agua-.

Cuando la tos es seca es otra historia, en este caso sí que es mejor parar. Una tos seca puede ser causada por alergia, por el aire seco, por picor detrás de la garganta, por las secuelas de un refriado, por estar en un ambiente polvoriento, etc. En este caso hay que calmar las membranas irritadas y quitar la tos para que deje de molestar. Recuerda que los remedios caseros son buenos para ti, más que cualquier otro medicamento.

Remedios efectivos para la tos

A continuación, te voy a explicar algunos remedios caseros para la tos, de ésta manera cada vez que tengas la necesidad de mejorar a causa de la tos, podrás escoger el que más te guste o el que mejor vaya contigo.

Una cucharada de miel

Mujer con tos

La miel puede ayudar de forma eficiente a calmar la tos ya que gracias a su viscosidad y pegajosidad recubrirá y calmará las membranas de las mucosas irritadas. Gracias a una enzima que es añadida por las abejas cuando cosechan la miel, también tiene propiedades antibacterianas, por lo que también puede cortar la tos si es causada por una enfermedad bacteriana.

Solo tendrás que tomar una cucharada de miel de 1 a tres veces al día, dependiendo de la cantidad de tos que tengas.

Nota: Recuerda que nunca debes darle miel a un niño menor de dos años debido al riesgo de botulismo.

Hojas de menta

Las hojas de menta también son conocidas por sus propiedades curativas. El mentol de la menta alivia la garganta y actúa como descongestionante y ayuda a que el moco se disuelva mucho mejor. Puedes beber una infusión de menta o también puedes inhalar los vapores de la menta en un baño de vapor.

Para hacer un baño de vapor, solo tienes que añadir tres o cuatro gotas de aceite de menta por cada 150 mililitros de agua caliente. Coloca una toalla sobre tu cabeza y respira profundamente encima del agua, ¡pero ten cuidado con no quemarte!

Agua salada

beber agua salada para la tos

También es un remedio popular para los dolores de garganta, pero para la tos también es un buen remedio. El agua salada puede aliviar el malestar causado por una tos de la misma forma que ayuda a un dolor de garganta ya que cuando la concentración de sal es más alta fuera de las células en las membranas mucosas, el agua fluye fuera de las células para equilibrarlo.

Cuando el agua sale de las células, desaparecerá la inflamación y disminuirá el malestar. Si tienes una tos a causa de un tejido inflamado, hacer gárgaras con agua salada será un buen remedio para ti. Además, también puede ayudarte a que las flemas salgan hacia fuera expulsándolas.

Pon una cucharadita de sal en un vaso de agua tibia y haz gárgaras durante 15 segundos, después escupe y repite el proceso con el resto del agua. Cuando te acabes el vaso tendrás que enjuagarte la boca con agua corriente después.

Infusión de tomillo

El tomillo se ha usado durante siglos, incluso se utilizó durante una de las pandemias más devastadoras que tuvo lugar en la historia humana. Alcanzó su punto máximo en Europa desde 1346 hasta 1353, murieron muchísimas personas y todo era un caos. Durante ese tiempo, la gente de los pueblos se reunían para quemar grandes manojos de tomillo y protegerse de la enfermedad, o llevaban bolsas de tomillo con ellos todo el tiempo con el mismo fin.

El tomillo tiene propiedades anti microbianas, pero ahora no queremos detener una plaga, solo tu tos. El tomillo relaja los músculos de la tráquea y los bronquios, también abre las vías respiratorias. El resultado es mejor tos y una mayor comodidad para ti.

Solo tendrás que coger un puñado de ramitas de tomillo fresco o dos cucharadas de tomillo seco, un vaso de agua fresca y tener un poco de miel o limón, aunque esto último es opcional.

Después chafa con un mortero el tomillo hazte una infusión con él. Llena un vaso de agua hirviendo, pon tu infusión de tomillo y deja reposar unos 15 minutos. Añade un poco de limón o miel al gusto y bebe el agua. Repite dos o tres veces al día dependiendo de la tos que tengas.

Estos son algunos de los remedios caseros más efectivos para la tos y que seguro que escojas el que escojas te vendrá muy bien. Así, aunque tengas tos no será un problema porque podrás escoger el remedio que mejor se adapte a ti, a tus gustos y que por fin, puedas sentirte mejor poco a poco, ¡y sin tener que tomar medicamentos!


Un comentario

  1.   VERGON DOTADO 21 CMS DE PURO CHORIZO MACIZO dijo

    VALE PARA PURA PINCHE VERGAA, TENGO UNA PINCHE TOS DE SU PUTA MADRE, YA ESTOY HASTA LA PINCHE VERGA

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *