¿Problemas de concentración? 4 consejos para combatirla

Problemas de concentración

Los problemas de concentración puede ser realmente peligrosos, porque la vida diaria está llena de situaciones en las que es necesario un alto nivel de concentración. Cuando vas caminando por la calle, si vas conduciendo tu coche, en el trabajo o en tus estudios, son situaciones comunes en las que es necesario estar totalmente concentrada. Por ello, es importante detectar qué puede estar causando la falta de concentración.

Todo comienza por la dificultad para seguir el hilo de la serie que ves en televisión, por no poder seguir la lectura de un libro que te encanta e incluso, desconectar de una interesante conversación. Cuál puede ser la causa y lo que es más importante, cómo conseguir combatir la falta de concentración, es lo que vamos a tratar a continuación.

¿Por qué tengo problemas de concentración?

Cómo mejorar la concentración

La concentración se define como la capacidad de centrar toda la atención en una acción o en determinado estímulo, utilizando todos los recursos cognitivos para esta función. Cuando se consigue esto, cuando se alcanza un grado de concentración adecuado, todo lo demás queda en un segundo plano y deja de tener importancia mientras que se sucede la cuestión que te mantiene totalmente alerta.

Esto tiene mucho que ver con la motivación, porque no es lo mismo mantenerse centrada en algo que realmente te causa interés que una lectura obligada de la universidad, por ejemplo. Sin embargo, existen muchas circunstancias reales del día a día que requieren de cierto grado de concentración. Porque de lo contrario, resulta muy complicado cumplir con todas esas cuestiones obligadas que cada uno tiene.

Tener problemas de concentración de forma ocasional es normal y a todo el mundo le pasa. Pero esta dificultad para mantenerte centrada se convierte en algo habitual, puedes sufrir problemas en el trabajo, en los estudios e incluso en las relaciones personales. La buena noticia es que la concentración se puede trabajar y mejorar. Prueba con los siguientes consejos y verás como mejora tu capacidad de mantenerte centrada en todo momento.

Cómo trabajar la concentración

Meditar para mejorar la concentración

Existen problemas médicos que causan la dificultad para mantener la concentración, como el Trastorno por Déficit de Atención e Hiperactividad (TDAH), la demencia y otros trastornos que debe diagnosticar un profesional de la salud. Pero lo normal es sufrir pequeños momentos de despiste y eso es algo causado por diversas distracciones, los problemas de la vida, la falta de sueño o algunos malos hábitos.

Si lo que buscas es mejorar tu concentración, prueba con estos consejos.

  1. Duerme bien y suficiente cada día: El sueño debe ser reparador porque es la forma de dejar que el cerebro descanse, procese la información recibida durante el día y esté preparado para asimilar la nueva por la mañana. Si no duermes bien y las horas suficientes, ni tu cuerpo, ni tu cerebro, están a pleno rendimiento para lograr la concentración con la que desempeñar todas las funciones.
  2. Practica ejercicio: El deporte es saludable por muchas razones, porque te ayuda a mantenerte saludable, reduce el estrés y en el caso que nos ocupa, te ayuda a mejorar la concentración.
  3. Meditación guiada: La meditación es la manera más eficaz de reconectar con tus pensamientos más internos. Esta practica se centra en la relajación y en la capacidad de mantener la concentración mediante la estimulación mental. Descubre los muchos beneficios de la meditación y disfruta de un estado emocional más relajado y una mayor concentración.
  4. Encuentra tu motivación: Para poder centrar toda tu atención en aquello que haces, es necesario encontrar la motivación. Piensa en lo que conseguirás después de hacer ese esfuerzo. Porque todo esfuerzo supone una recompensa, ya sea laboral, económica, académica y si no existe, créala tu misma. Plantéate pequeños retos, si consigues terminar lo que tengas que hacer en determinado tiempo, manteniendo la concentración, podrás darte un pequeño capricho.

Evita distracciones

Si sueles despistarte con facilidad y tienes tendencia a olvidarte de lo que estás haciendo para hacer otras cosas, evita distracciones. El móvil, el ordenador, la televisión, son factores clave a la hora de perder la concentración. Mantenlas lejos de ti mientras estás realizando tu trabajo, así serás más efectiva y evitarás caer en la tentación. Aliméntate bien, toma suficiente agua y adopta hábitos de vida saludable. Esas son las claves para combatir la falta de concentración.


El contenido del artículo se adhiere a nuestros principios de ética editorial. Para notificar un error pincha aquí.

Sé el primero en comentar

Deja tu comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*

*

  1. Responsable de los datos: Miguel Ángel Gatón
  2. Finalidad de los datos: Controlar el SPAM, gestión de comentarios.
  3. Legitimación: Tu consentimiento
  4. Comunicación de los datos: No se comunicarán los datos a terceros salvo por obligación legal.
  5. Almacenamiento de los datos: Base de datos alojada en Occentus Networks (UE)
  6. Derechos: En cualquier momento puedes limitar, recuperar y borrar tu información.