Preparándose para el bronceado

preparandose-para-el-bronceado

En breve comenzaremos a ponernos al sol, buscando un bonito bronceado en nuestra piel. Dependiendo de nuestro tono, debemos ser realistas y saber que algunas solo conseguimos un tono dorado, mientras que otras se ponen muy morenas. Sea como sea, está de moda tener algo de color, pero siempre hay que hacerlo bien y con prudencia, para no dañar la piel.

La alimentación y los cuidados cosméticos van a ser el pilar de un buen bronceado. No solo hay que cuidarse por fuera, ya que todo lo que comamos va a influir en nuestro cuerpo. Tomad nota de todos los alimentos a incluir en la lista de la compra para conseguir el mejor bronceado.

La piel debe estar hidratada y sana en todo momento, esté bronceada o no. Para ello hay que beber mucha agua, y también consumir frutas y verduras variadas, que aportan muchas vitaminas a la piel. Los betacarotenos son los más famosos, ya que ayudan a sintetizar los rayos UVA consiguiendo un bronceado mucho  más rápido. Están presentes en las zanahorias, en el mango, la papaya, el tomate o la calabaza.

Por otro lado, también se necesita vitamina E, que protege la piel y el cabello, y se encuentra en los frutos secos, las legumbres y el aceite de oliva. La vitamina B ayuda a la producción de melanina, y está en los lácteos, los vegetales verdes y legumbres.

Una alimentación con estas vitaminas semanas antes de tomar el sol nos ayudará con el bronceado. Pero también hay que exfoliar la piel una o dos veces por semana, eliminando células muertas para un bronceado uniforme en una piel luminosa. Al tomar el sol hay que usar siempre protector adecuado al tono de piel, y después de la playa se debe hidratar bien, para cuidar la piel.


Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *