Perfume: cómo hacer que dure más

Un buen perfume puede ser algo muy caro, por ello es que conviene sacar el mayor provecho de tu fragancia favorita para hacer rendir el dinero invertido.

Ante todo tienes que conocer tus puntos de pulso, estos son donde los vasos sanguíneos están más cerca de la piel por lo que emiten la mayor cantidad de calor.

Tienes que rociar el perfume en:

  •  Parte posterior de la rodilla
  • Parte posterior del codo
  • Base de nuca
  • Detrás de los oídos
  • Muñecas

 

Otro truco consiste en aplicar la fragancia después de la ducha, porque en ese momento los poros están abiertos y absorberán la esencia más profundamente.

Nunca frotes el perfume antes de que se seque porque al hacerlo rompes la combinación compleja de la esencia y hace que no dure lo que debería.

Para que el perfume dure más, la piel tiene que estar previamente hidratada porque se adhiere más a la dermis que posee la correcta humectación. Prueba esparciendo una capa delgada de vaselina o crema hidratante donde aplicarás luego el perfume.

Siempre guarda el perfume en zonas oscuras y frías, porque el calor puede alterar la combinación del perfume y arruinarlo. La mejor forma de conservar el perfume es en el armario, dentro de la caja en la que viene y al resguardo de la luz solar directa y el calor.

No olvides usar el gel de ducha y loción que viene con tu fragancia, esto no es un capricho sino que actúa el aroma en la piel y hace que dure mucho más.

Duración de los tipos de perfumes:

  • Agua de colonia: dura aproximadamente una hora.
  • Eau de Toilettes: entre 1-2 horas.
  • Eau de parfum: dura aproximadamente 3-4 horas.
  • Perfume: dura alrededor de 5-6 horas.

La razón de esto es que hay una diferencia en la concentración de los aceites de perfume. La más alta concentración la tiene el perfume, por tanto es el que mayor duración posee.


Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *