Nutre tu cabello antes del verano

Siempre es mejor prevenir que curar, por lo que cuida y nutre tu cabello antes de la época estival. Los rayos del sol, el mar, la arena, la sal, los cloros de la piscina, etc, son agentes que hacen resentir tu pelo, por esta razón te damos unos cuantos consejos para que lo nutras, lo protejas de manera sencilla y eficaz. 

Las mascarillas caseras son una buena opción para ir poniendo en práctica durante este mes para que tanto en julio como en agosto tu pelo esté estupendo y fuerte para soportar todo el verano. Si tienes el pelo teñido o si sueles utilizar muchos productos químicos, lacas, sprays o planchas de pelo, dale un respiro y mímalo con productos naturales. No lo dudes. Una de las cosas a tener en cuenta a la hora de tener un pelo sano, es no lavarlo todos los días, el cabello necesita regenerar sus propias capas, así como el cuero cabelludo. El pH natural se resiente y podría degradarse si se abusa de una limpieza exagerada. Además, es conveniente cortar las puntas a menudo y no abusar de rizadores, planchas o secadores de gran potencia.

Mascarillas naturales

Para cabello seco o dañado

A continuación, os traigo unas recetas sencillas que podéis preparar en casa en un momento y aplicarlo al cabello. Hay una mascarilla para cada caso particular.

Nutre el cabello

Para conseguir los mejores resultados aplícala durante diez días, cada vez que vayas a tomar un baño. Para prepararla necesitarás un huevo, una cucharada de aceite de oliva extra virgen, dos cucharadas de mayonesa y un aguacate. 

Mezcla todos los ingredientes hasta conseguir una pasta homogénea. Utilízala con el pelo seco, y aplícalo desde la mitad del cabello hasta las puntas. Una vez que esté toda la mezcla en el pelo, tápalo con papel de aluminio y  dale calor con ayuda del secador para que penetre mejor el producto no más de 10 minutos. Pasada una media hora enjuaga el cabello naturalmente.

Mascarilla antiencrespamiento

Tiene una misma duración que la anterior, pero ésta se componen de una cucharada de aceite de almendras, un aguacate y una yema de huevo. Mejor realiza la mezcla en un bol de plástico y no de metal porque así mantendrá todas sus propiedades. Vierte toda la mezcla por el pelo seco, desde la raíz hasta las puntas.
Con ayuda de un plástico, envuelve el pelo para que absorba todo el producto el cuero cabelludo, el tiempo de reposo debe de ser de media hora por lo menos. Pasado ese tiempo, enjuaga con agua tibia y deja secar al aire.

Cabello suave

No es necesario que se aplique durante diez días, con dos veces a la semana será más que suficiente. Lo ingredientes para esta mezcla será un tomate natural y dos cucharadas de maíz. Tritura primero el tomate y mezcla con la harina. La pasta resultante será la que haga que tu pelo se convierta en un cabello suave y liso. Debes aplicarlo con el cabello húmedo. Reposa la mezcla durante treinta minutos. 

Si te encuentras en una época en la que te quieres dar un capricho y verte con mejor melena, sé la envidia entre todas tus amigas y lleva a cabo estas mascarillas. Ya has observado que son muy fáciles de preparar, tan sólo se necesita de tiempo y ganas para mimar el pelo antes del verano.

Verás que los efectos se notan casi al instante, el pelo dañado o seco recobrará vida y podrás solucionar gran parte de tus problemas sin tener que acudir a productos químicos y en muchos casos que se exceden en precio.

Tips para el cabello

Si notas que tu problema es de raíz, es decir, que nace en el cuero cabelludo debes ponerle remedio en cuanto antes. Te aconsejamos realizar masajes cada vez que te duches para estimular toda la zona y que la sangre circule de forma eficaz. La mejor forma de realizarlos es con ayuda de las yemas de los dedos y nunca con las uñas.

La sangre circulará así como el oxígeno que hará que la piel se regenere de los nutrientes esenciales y motivará la expulsión de las sustancias nocivas que se quedan en el cuero cabelludo del pelo. El masaje debe ser circular, ejerciendo algo de presión y dando giros pequeños. 

Es ideal combinar estas dos técnicas, es decir, aplicar las mascarillas que veíamos anteriormente con un buen masaje capilar para que penetre toda la mezcla y los beneficios se multipliquen. Por otro lado, no debemos de olvidar que la dieta es la responsable de nuestra salud en general, por ello, debemos tomar nota y estar atentas a los alimentos que tomamos cuando estamos en un proceso de belleza.

El comer bien afecta directamente a nuestro cuero cabelludo, es decir, afecta a nuestra piel. Cuando a tu cuerpo le faltan ciertos nutrientes éste se resiente y es por ejemplo, a través de la caspa que nos da la pista de que nos faltan vitaminas. Por ello, añade a tu menú diario algas marinas, zumos de vegetales frescos, pescado azul, frutos secos, aceites, leches vegetales y frutas. Además, debes evitar tomar fritos, salsas, harinas refinadas y todos los alimentos procesados.

El sol, muy beneficioso en muchas ocasiones puede ser un detonante para que nuestro pelo se seque y se encrespe, por ello, el cuero cabelludo puede quemarse con facilidad y puede provocar una caspa indeseada, por lo que en los días de mucho sol y en los que tienes que estar muchas horas expuesta a los rayos ultravioleta, ten a mano un pañuelo o una gorra. 

Teniendo en cuenta todos estos consejos, así como todas las recetas de mascarilla verás cómo la salud de tu pelo se ve beneficiada y en tan sólo unos días de constancia y de rutina. Los resultados valen mucho la pena, porque así, tu cabello se verá sano, fuerte y preparado para disfrutar del tan esperado verano que está a la vuelta de la esquina.


Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *