Mejorar la digestión con 10 alimentos

Estos días navideños, es frecuente abusar de las comidas y las digestiones pueden ser muy pesadas. Por ello, los días que no sean de comidas señaladas, os recomendamos consumir ciertos alimentos que nos van a ayudar a mejorar la digestión. Es sencillo y podemos ayudar a nuestro organismo de manera muy sencilla.

Por ello, si os interesa no os perdáis el artículo de hoy y os contaremos cuáles son los 10 alimentos que podéis incorporar a nuestra dieta en estos días y de continuo para mejorar nuestra digestión.

Mejorar la digestión nos ayuda a aumentar nuestro bienestar y estado de ánimo, aún más si eres de los que sueles tener problemas digestivos.

La solución en estos casos suele ser tomar antiácidos, aunque esto muchas veces puede empeorar la situación con nuestra digestión. 

La mejor forma de que nuestra digestión mejore o sea buena directamente, es eliminar los alimentos que son dañinos para nuestro aparato digestivo y consumir aquellos que lo benefician. Consumir solo los alimentos beneficiosos mientras seguimos manteniendo en nuestra dieta los dañinos no nos va a aportar mucha solución. Ahora bien, es cierto, que en fechas señaladas como las actuales es un poco más difícil seleccionar nuestra alimentación. Por ello, los días que no sea de comidas señaladas, os recomendamos cuidar la alimentación.

controlar excesos en comida

Primer alimento: Caldo de huesos o en su defecto colágeno

El caldo de huesos ha sido utilizado como alimento medicinal desde hace centurias en casi todas las culturas. Seguro que todos nos acordamos del caldo que nos preparaban nuestras madres o nuestras abuelas cuando estábamos enfermos.

El caldo de huesos tiene un aporte muy rico de glicina, que ayuda a producir ácido estomacal, evita las úlceras gástricas y también favorece la salud de nuestro intestino.

Quizá pueda interesarte: Mantener nuestro intestino saludable es proteger la salud de todo nuestro organismo

También contiene glutamina, que es otro aminoácido beneficioso para nuestro intestino. Además, su aporte en gelatina (colágeno) es también muy importante para el correcto funcionamiento de nuestro intestino y es antiinflamatorio.

Segundo alimento: Chucrut y Kimchi

Los alimentos fermentados son una forma de conservación de los alimentos. Lo interesante de este proceso es que elimina nos antinutrientes de un gran número de alimentos vegetales, por lo que sus nutrientes son aprovechados por completo por nuestro organismo y los antinutrientes no nos perjudican.

A esto, hay que añadir que los alimentos fermentados son probióticos. En concreto con el chucrut y el kimchi, obtenemos microorganismo que aportan muchos beneficios a nuestra salud digestiva.

Quizá pueda interesarte este artículo donde tratamos el tema de los antinutrientes: Avena: cómo usarla y porqué

Tercer alimento: Kombucha

La kombucha es una bebida fermentada que se elabora añadiendo al té negro o verde con azúcar una serie de bacterias y levaduras que hacen que el té fermente.

Sus principales propiedades son antimicrobianas y antibacterianas. Además, supone una fuente de ácido glucurónico que es fundamental para la detoxificación.

Cuarto alimento: Kéfir

Estamos ante otra elaboración fermentada. En el caso de que los lácteos no te sienten bien, puedes agregar a leche de coco o incluso agua la cepa de Kéfir y así obtener un kéfir sin productos lácteos.

Esta cepa, son una serie de levaduras fermentadas, bacterias, proteínas, lípidos y azúcares que se agrupan bajo el nombre de granos de kéfir. Sus beneficios son muy grandes a nivel intestinal y digestivo. Puede regular la respuesta inflamatoria y mejorar diversas patologías como úlceras.

Quinto alimento: Patatas cocidas y enfriadas en nevera

Patatas cocidas

Las patatas son conocidas por ser un carbohidrato, pero si las cocinamos y las dejamos enfriar en la nevera, se convierten de nuevo en un almidón. Estamos hablando de un almidón resistente, y por tanto es un tipo de fibra insoluble que pasa por nuestro intestino delgado sin ser digerida para después fermentar en nuestro intestino grueso. Este proceso es interesante porque este almidón alimenta a una serie de bacterias que ayudan con el sistema inmune.

Otros alimentos que tienen este tipo de almidón resistente son los plátanos verdes y el arroz blanco cocido y frio.

Quizá pueda interesarte: Almidón resistente ¿Qué es y beneficios que tiene?

Sexto alimento: Regalíz

Una planta muy popular en la medicina oriental para calmar problemas gastrointestinales en casos de intoxicación alimenticia, úlceras o acidez. Ayuda a reparar el revestimiento del estómago y también a que vuelva su equilibrio.

Séptimo alimento: Hinojo

Los aceites del hinojo tienen unas propiedades antiflatulentas, antiespasmódicas y diuréticas, por tanto ayudan con los trastornos digestivos como las malas digestiones, gases, anorexia y espasmos gastrointestinales. También es interesante para ayudar con el intestino irritable.

Se puede consumir tanto el fruto, como la raíz y las hojas.

Octavo alimento: Jengibre

El jengibre ha sido un alimento muy utilizado por la medicina oriental para mejorar la digestión y para evitar las náuseas, razón por la que lo toman las embarazadas. Ayuda al vaciado gástrico debido a su estimulación del ácido clorhídrico. También previene las úlceras gástricas.

Eso sí, debe ser tomado con precaución como cualquier remedio a base de hierbas. Es decir, mejor evitar un exceso.

Noveno alimento: Miel cruda

Son muchos los beneficios que tiene la miel para nuestra salud, ya sea consumida o a con un uso tópico. En cuanto a la digestión, ayuda a reducir la inflamación, previene y cura úlceras gástricas. También hay estudios sobre cómo reduce la inflamación relacionada con la colitis, tanto como pueden reducirla los esteroides.

Eso sí, la miel debe consumirse con precaución ya que estaos ante un alimento muy dulce y rico en fructosa. Lo ideal es no superar una dosis de 10 ml. 

Décimo alimento: Vinagre de manzana y limón

Ambos son unos excelentes aliados para aquellas personas que necesita acidificar su estómago para poder digerir los alimentos con mayor facilidad. Muchos de los problemas de acidez no vienen por un exceso de ácido sino por un déficit. Tomando un poco de vinagre o limón diluido en agua antes de las comidas ayudaremos a que los alimentos se digieran con facilidad y evitaremos la acidez y el reflujo.

Quizá pueda interesarte: Hablamos del vinagre de manzana: ¿Es bueno? ¿Cuál tomar?


El contenido del artículo se adhiere a nuestros principios de ética editorial. Para notificar un error pincha aquí.

Sé el primero en comentar

Deja tu comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

*

*

  1. Responsable de los datos: Miguel Ángel Gatón
  2. Finalidad de los datos: Controlar el SPAM, gestión de comentarios.
  3. Legitimación: Tu consentimiento
  4. Comunicación de los datos: No se comunicarán los datos a terceros salvo por obligación legal.
  5. Almacenamiento de los datos: Base de datos alojada en Occentus Networks (UE)
  6. Derechos: En cualquier momento puedes limitar, recuperar y borrar tu información.