Mascarillas caseras para la piel seca en la cara

Mascarillas caseras para la piel seca

La piel seca supone una gran molestia para quien la tiene, ya que puede utilizar crema hidratante y notar la piel tirante y reseca a las pocas horas. Además, es una piel que tiene mucha más tendencia a las arrugas, puesto que no cuenta con esa grasa natural que la hidrata. Por eso os vamos a dar algunas recetas de mascarillas caseras para la piel seca de la cara.

Si tienes la piel seca en la cara, también suele suceder que es piel más sensible, y que a veces no reacciona bien a los químicos que hay en las mascarillas comerciales o en las cremas y cosméticos más artificiales. Por eso una buena alternativa para este tipo de pieles es la de hacer tu propia mascarilla casera con productos naturales que no estropean el cutis ni tienen efectos secundarios.

Mascarilla con huevo y miel

Mascarillas caseras para la piel seca con miel

Estos son dos productos que hallamos fácilmente y durante todo el año en el supermercado, por lo que es una mascarilla que podemos hacer cuando lo deseemos. La miel tiene propiedades antibióticas y antibacterianas, por lo que también nos ayudará si tenemos algo de acné, aunque no suele ser el problema de las pieles secas.

Debes mezclar una yema de huevo con una cucharada de miel y removerlas hasta que obtengas una crema. Esta mascarilla debes aplicarla sobre las zonas secas de la piel, especialmente mejillas, frente, y la zona sobre la boca, donde se reseca más la piel y se forman más arrugas. Esta mascarilla es principalmente hidratante y ayuda a humectar la piel evitando la molesta descamación.

Mascarilla casera con aguacate

Mascarillas caseras para piel seca con aguacate

El aguacate es un ingrediente con gran poder nutritivo. Ayuda a combatir las arrugas y a retrasar su aparición, y la piel obtiene una mayor flexibilidad y nutrición. Además, estamos en la época en la que es fácil hallar aguacates, por lo que puedes aprovechar. Su alto contenido en vitaminas asegura que la piel se encuentre más nutrida y suave.

Debes cortar el aguacate por la mitad, quitarle la pepita y la piel del exterior. Su interior es blando, y se debe triturar. Mezcla el aguacate con aceite de almendras, hasta lograr una pasta homogénea. Aplica sobre la piel y deja actuar durante treinta minutos. El aceite de almendras fácilmente lo puedes encontrar en una herboristería o en tiendas online, es muy hidratante y su precio asequible.

Mascarilla casera de chocolate

Mascarillas caseras para la piel seca con chocolate

El chocolate, además de ser muy rico, tiene grandes propiedades cosméticas. En realidad, en muchos centros de belleza ya aplican las mascarillas de chocolate sobre todo el cuerpo, para hidratarlo. Debe ser chocolate puro, sin azúcar. Este chocolate hay que calentarlo al baño maría hasta que se funda, y se debe mezclar con un aceite, de oliva virgen o de almendras, que ayudará a hidratar todavía más. Retira del fuego y cuando se enfríe lo suficiente para poder aplicarlo, ponlo en las zonas más secas de la cara. Deja actuar unos veinte minutos y retira.

Mascarilla de plátano

Mascarillas caseras para la piel seca con plátano

En las frutas también podemos encontrar grandes aliados para la belleza. El plátano es una fruta que ayuda a humectar la piel, y por eso también está presente en muchas mascarillas caseras. Debe estar maduro, para hacer fácilmente una pasta con él. Se le puede añadir una cucharada de miel, que es muy hidratante, y también una cucharada de yogur. Con todo esto se puede hacer una pasta refrescante para la piel, que hidrate y la cuide. Se debe dejar durante 15 minutos para notar la piel mucho más suave e hidratada.

Consejos

Es importante mezclar bien las mascarillas para obtener sus beneficios en la piel. Cuando las apliquemos sobre la cara, hay que dejar la zona del contorno de los ojos libre, ya que esta zona es más sensible y con una piel más fina, y el exceso de hidratación podría inflamarla. Por otro lado, podemos extender la mascarilla al cuello, una zona que también necesita hidratación. Se deben retirar siempre con agua tibia y sin frotar.

 

 


Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *