Maquillaje mate para piel grasa, consejos útiles

maquillaje mate

La piel grasa se vuelve brillosa y untuosa con facilidad, por eso es tan importante que el maquillaje ayude a controlar este exceso de sebo para que dure por más tiempo y no se vea con un aspecto sucio.

El maquillaje mate es exclusivo de las pieles grasas, ya que si la piel es seca, puede verse muy bien apenas es aplicado pero al tiempo se verá más seco y arrugado. En este post te enseño a realizar un maquillaje mate ideal para los días de fiesta ya que su duración es muy buena.

Ante todo tienes que saber que el maquillaje mate requiere cierta moderación, ya que hasta un polvo muy grueso o una capa de base excesiva,  se vería poco natural y favorecedor.

Si quieres un look mate perfecto tienes que elegir productos matificantes tanto para el maquillaje como para el cuidado de la piel. También hay que tener en cuenta que no hay que detener totalmente la secreción de sebo de la piel, pero es necesario reducirlo cuantitativamente sin llegar al punto de que no pueda proteger la piel de las agresiones externas.

Cómo realizar un maquillaje mate

Primero debes higienizar bien tu piel, después es necesario aplicar un tónico astringente, seguida de una crema hidratante. Posteriormente se aplica una base matificante del mismo tono de la piel y por encima de esta la base para piel grasa.

La matificante se puede utilizar en toda la cara o sólo en las zonas claves, como la zona T. En caso de que la piel se vuelve grasa de forma extremadamente rápida, no hay que aplicar la crema hidratante.

Si la crema hidratante es a la vez controladora del sebo, ayuda a mantener la piel fresca y mate por un período de tiempo más largo, y no hace falta usar la base matificante.

Otro detalle de un maquillaje mate perfecto, es la textura de los productos y no la cantidad. Se debe emplear una base semi-mate o una base mate y utilizar el corrector sólo donde es necesario.

También hay que evitar el polvo translúcido, ya que nunca se va a obtener el resultado buscado independientemente de la cantidad que se aplique. En cambio, se puede utilizar un polvo facial matificante que actúa como un controlador del sebo.

Para dar color, es necesario usar un rubor en tonos tierra y aplicarlo sobre los pómulos y la nariz. Para los labios mate, siempre hay que exfoliar antes para quitar la piel suelta, después usar un protector labial, esperar un  par de minutos para que penetre en la piel y evitar que después se vean agrietados por el labial mate.

Con el delineador labial del mismo tono que la barra, hay que definir el contorno y luego con suaves movimientos, cubrir la superficie de los labios. Usando un pincel fino ojo aplicar en los labios un poco de polvo facial que ayudará a fijar el contorno y evitar que el labial se corra.

La barra de labios mate se aplica desde el centro hacia las esquinas exteriores con la ayuda de un pincel, y eliminar el exceso de lápiz labial con un pañuelo de papel.

En los ojos hay que emplear una sombra de ojos con una textura mate, siempre usándola después de la aplicación de una capa suave de primer. Culminar con el delineado y la máscara de pestañas.


Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *