Los grandes enemigos en una relación

Relaciones tóxicas

Conseguir que una relación se torne duradera puede parecer algo fácil cuando realmente no lo es. Es bastante frecuente que durante el día a día surjan ciertos conflictos o peleas que pueden volverse habituales provocando el desgaste de la propia pareja.

Los motivos de estos conflictos pueden ser muchos, aunque los principales son los que te vamos a comentar en seguida.

Problemas de comunicación

Si en una relación no existe una fluida comunicación entre ambas personas, la relación está avocada al fracaso absoluto. La comunicación es clave a la hora de resolver los posibles problemas surgidos además de ayudar a fortalecer la confianza entre ambos.

Cierta dependencia emocional

En una relación no puede haber nunca una dependencia emocional por una de las partes. La persona debe ser feliz por sí misma y no por el hecho de depender de la otra parte de la relación. La dependencia emocional va a provocar que la relación se vuelva tóxica y no saludable, como debería ser siempre.

Las mentiras

Las mentiras son uno de los grandes enemigos de cualquier tipo de relación. La confianza y el respeto deben estar siempre presente en la pareja. No se puede vivir a base de mentiras ya que la confianza se pierde y con ello a la propia pareja.

Celos

Es algo normal el sentir un poco de celos dentro de una relación. El problema se produce cuando los mismos se vuelven enfermizos y castigan de una manera emocional a la otra parte de la pareja. La aparición de celos a todas horas del día hace que la confianza desaparezca con todo lo negativo que tiene esto para la pareja.

chica celosa

Qué se debe hacer ante ello

Si se produce algunos de los hechos citados anteriormente, es importante el seguir una serie de consejos o pautas dentro de la pareja:

  • Hay que saber escuchar a la pareja además de exponer los hechos que pueden llegar a molestarte. No hay nada más sano para la pareja que el hablar las cosas y buscar soluciones a los conflictos.
  • Es importante el no sobrecargar a la pareja con muchos temas a la vez. Con ello solo se va a conseguir generar altos niveles de estrés que no son nada bueno para el devenir de la pareja. Lo recomendable es abordar los temas de uno en uno y de una manera pausada y calmada.
  • Las opiniones no siempre van a ser las mismas y es normal que haya cierta disparidad. Aquí es donde entra en juego el respeto de ambas personas. El respeto es clave y esencial en cualquier tipo de relación. Respetándose de una manera mutua se consigue formar una relación saludable.
  • El afecto y el amor son otras de las maneras y de las formas de evitar problemas de pareja. En muchas ocasiones ninguno de los dos son capaces de admitir el error y el orgullo puede empeorar las cosas. Las muestras de afecto son importantes para evitar que los conflictos puedan ir a peor. De nada sirve el no perdonar y admitir los errores.

Son muchos los hechos y los elementos los que pueden hacer que una relación se vaya desgastando hasta destruir una pareja. Es importante el evitar tales problemas y centrarse más en fortalecer la pareja y la relación en cuestión.


El contenido del artículo se adhiere a nuestros principios de ética editorial. Para notificar un error pincha aquí.

Sé el primero en comentar

Deja tu comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

*

*

  1. Responsable de los datos: Miguel Ángel Gatón
  2. Finalidad de los datos: Controlar el SPAM, gestión de comentarios.
  3. Legitimación: Tu consentimiento
  4. Comunicación de los datos: No se comunicarán los datos a terceros salvo por obligación legal.
  5. Almacenamiento de los datos: Base de datos alojada en Occentus Networks (UE)
  6. Derechos: En cualquier momento puedes limitar, recuperar y borrar tu información.