La importancia que tiene dormir bien para nuestra salud

En ocasiones, no solemos darle la importancia que merece, pero tener un buen sueño y un buen descanso nos aporta la energía suficiente y necesaria para afrontar bien y adecuadamente el siguiente día. Hoy, en nuestra artículo dedicado a la salud, vamos a revelaros qué beneficios tienen para dormir bien para nuestra salud, qué problemas puede ocasionarnos descansar mal, así como una serie de hábitos para conciliar bien el sueño y poder tener un feliz descanso.

Si quieres saber toda esta información y más, sigue leyendo un poquito más abajo.

Dormir bien…

Las horas necesarias de sueño para un adulto están entre las 7 y 9 horas al día; para un adolescente entre las 8 y 10 horas y por último, para un niño, de 9 a 11 horas. Si estas horas se respetan, dormir bien nos ayudará a tener una vida saludable a la misma vez que nos mantendrá atentos y “alertas” durante todo el día en todas y cada una de las actividades que realicemos.

Dormir mal…

En contraposición de lo expuesto anteriormente, encontramos las desventajas e inconvenientes que tiene para nuestra salud el dormir mal:

  • Aumenta el riesgo de infarto.
  • Genera muchos problemas de concentración y podemos estar despistados en nuestras tareas diarias.
  • Favorece el incremento de peso.
  • Aumenta el riesgo de sufrir un accidente de carretera (por quedarnos dormidos al voltante).
  • Acelera el envejecimiento.

¿A qué se puede deber un mal descanso?

A muchas personas les sucede, que aunque se acuestan temprano con la intención de dormir toda la noche seguida, les es imposible conciliar el sueño, por lo que duermen pocas horas y mal. ¿A qué puede deberse esto?

El estrés, la mala o pesada alimentación, las enfermedades crónicas, los horarios de trabajo, los vicios como el tabaquismo o las adicciones a las nuevas tecnologías, todo esto, puede alterar nuestro sueño y hacer que cada vez durmamos menos y peor.

Si tu problema de sueño persiste en el tiempo y no hay ninguna de estas causas señaladas anteriormente, lo mejor que puedes hacer es acudir al médico, explicarle tu caso y pedir consejo. Si por el contrario, tienes insomnio desde hace poquito y estás en búsqueda y captura de buenos consejos que seguir para tener un sueño conciliador y mejor cada noche, a continuación te damos una serie de hábitos que deberás seguir si quieres tener un sueño saludable.

Hábitos para un sueño saludable

  • Para un buen descanso, deberás establecer un horario regular tanto para irte a la cama y dormir como para despertarte. De nada nos vale que cada día nos acostemos a horas diferentes y nos levantemos del mismo modo. Lo mejor es tener un horario regular para dormir.
  • Si eres de los que les molesta cualquier ruido o luz exterior, cierra bien las persianas y ventanas y utiliza cortinas oscuras. Esto hará que estés en total silencio (asegúrate de que no hay ninguna fuente de ruido cercana más) y sin luces que puedan interferir en tu sueño.
  • Elige un colchón y almohada idóneos para ti, según tu altura y peso. Los viscoelásticos suelen aportar bastante confort y descanso al cuerpo, pero esto depende de los gustos y preferencias de cada persona.
  • Como decíamos anteriormente, la mala alimentación es bastante perjudicial para un buen descanso, pero lo es más aún el haber comido largo y pesado durante la noche. Tendremos así que evitar cenas copiosas y pesadas al menos las 4 horas antes de irnos a la cama.
  • Si te afecta el café y el té para conciliar el sueño, lo mejor es que no tomes ninguna de estas bebidas al menos 6 horas antes de irte a dormir. Por el contrario, en el mercado encontramos infusiones de melisa y valeriana que ayudan a relajarnos y a descansar mejor. Estas infusiones sí son válidas y además aconsejables.
  • Practica ejercicio durante el día. Este hará que cuando vayas a dormir te encuentres cansado y con sueño… Sin embargo, si el deporte te activa, evita practicarlo horas antes a de irte a la cama.
  • Practica algo que te relaje durante minutos antes de meterte en la cama. Ejemplos de esto pueden ser leer un libro o tomar una ducha o baño relajante.
  • Nada de irnos con el móvil o el ordenador a la cama. Esto te quitará sueño y te mantendrá despierta/o más tiempo.

Si sigues estos consejos cada día, tu sueño deberá mejorar considerablemente con el paso de los días. ¡Feliz descanso!


Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *