La contaminación, más perjudicial de lo que pensamos para nuestra salud

Vivir durante muchos años en alguna gran ciudad puede provocar a la larga problemas graves de salud. El causante de estos daños no es más que la contaminación y la polución que respiramos cada día sin darnos cuenta.

La contaminación del aire es un gravísimo problema que desgraciadamente incrementa de manera notable cada año. Es un tema muy importante y no le prestamos la atención que se merece. Tan sólo una pequeña parte de la sociedad está concienciada del problema y pone remedio pero la mayoría toma una postura pasiva ante el problema.

La contaminación en estado puro

Dentro de la contaminación atmosférica encontramos varios procesos que afectan tanto a seres humanos como al medio ambiente en general: el calentamiento global, la lluvia ácida o la rotura de la capa de ozono son tres ejemplos que afectan directamente a la calidad del aire.

Los problemas ambientales nos afectarán a todos en un futuro, las causas de su aparición son muy diversas pero en la mayoría está detrás la mano del hombre. Construcciones masivas, actividades industriales, comerciales y domésticas.

Estos procesos se han producido a lo largo de los años sin que nos demos cuenta, nos hemos convertido en responsables de este grave problema. La población necesita estar informada de cómo prevenir la contaminación y así poder aportar con sus pequeñas acciones diarias una recuperación del aire que respiramos.

Madrid, la ciudad con más polución de España

En 2013 la Organización Mundial de Salud (OMS) anunció que la contaminación atmosférica provoca cáncer. Esta terrorífica afirmación se sumó a que la capital de España es el único punto negro en contaminación por dióxido de nitrógeno.

Fue el Ministerio de Agricultura, Alimentación y Medio ambiente el encargado de tomar medidas analizando la calidad del aire de Madrid que tras enterarse de que la polución del aire es cancerígena finalmente constató y reafirmó la versión de la OMS.

El Gobierno tras enterarse de que Madrid es la ciudad con más contaminación de toda España empezó a poner medidas. Pidió una prórroga temporal en 2012 para llevar a cabo reformas en la ciudad para recuperar la calidad atmosférica perdida. Desgraciadamente muchas de estas obras no se están llevando a cabo, como por ejemplo el ensanche de aceras para aumentar el tránsito de peatones en las calles con mucho tráfico. Por otro lado, el aumento del precio del transporte público no beneficia a los madrileños, lo que provoca que muchos continúen usando sus coches privados en vez de el metro o el autobús.

Estas medidas fallidas provoca que los índices de dióxido de nitrógeno no bajen, lo que afecta directamente al Gobierno con amenazas de la Comisión Europea de multas millonarias si Madrid no frena la contaminación.

Mientras el problema de la contaminación continúe día a día, los datos de los medidores constatarán y reafirmarán que cuánto más se respire todos los contaminantes de los coches y fábricas mayor riesgo se corre para desarrollar cáncer de pulmón.

Soluciones

Las soluciones están al alcance de todos. Podemos realizarlas día a día. Son pequeños gestos que a la larga pueden beneficiarnos a todos para contribuir a esa recuperación tan necesaria de un aire limpio y puro.

  • El reciclaje es un acto sencillo y que ayuda a que nuestros desperdicios puedan ser utilizados para generar nuevos productos
  • El uso de materiales amigables con el ambiente
  • El Estado debe preocuparse del problema de la contaminación, una opción es crear leyes severas y sancionar a todos aquellos que no las acaten
  • Sembrar árboles y colaborar en el mantenimiento de las zonas verdes
  • No quemar basuras
  • Cambiar las bombillas de casa por bombillas de bajo consumo
  • Evitar consumir productos envasados y comprar productos frescos. La comida preparada y congelada gasta diez veces más energía en su preparación
  • Utilizar menos el coche y usar el transporte público, caminar o ir en bicicleta
  • Desconectar los aparatos de radio y televisión siempre que no se esté prestando atención.

Datos de la OMS

La Organización Mundial de la salud apunta que más de 200.000 personas mueren cada año en el mundo por culpa de respirar el aire contaminado de las ciudades. Afirman que estas personas corren un mayor peligro de padecer cáncer de pulmón debido al contacto directo con las fuentes directas de polución.

Otros datos sobre la OMS han desvelado que la contaminación del aire, ya sea en interiores como en exteriores, puede llegar a provocar infartos, ictus y diversas enfermedades respiratorias.

Todas las investigaciones revelan datos que hace unos años no conocíamos. El relacionar algunas de estas enfermedades con el hecho de respirar aire contaminado debe ser más que una llamada de atención para todos nosotros. Debemos intentar poner nuestro granito de arena para que podamos frenar los altos índices de polución y mejorar la calidad de vida de los que aun están por llegar.

 


Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*

*

  1. Responsable de los datos: Miguel Ángel Gatón
  2. Finalidad de los datos: Controlar el SPAM, gestión de comentarios.
  3. Legitimación: Tu consentimiento
  4. Comunicación de los datos: No se comunicarán los datos a terceros salvo por obligación legal.
  5. Almacenamiento de los datos: Base de datos alojada en Occentus Networks (UE)
  6. Derechos: En cualquier momento puedes limitar, recuperar y borrar tu información.