¿La ausencia de los padres afecta a los adolescentes?

adolescente con ansiedad

Un adolescente que se beneficia de una relación saludable con ambos de sus padres puede haber diferentes circunstancias que haga que alguno de sus padres no esté con él todo el tiempo. Puede ser una muerte, un divorcio o cualquier otra circunstancia que pueda dejar a un adolescente sin uno de los padres. Si los adultos cercanos se dan cuenta que necesita un tratamiento en los efectos emocionales en el adolescente, se podrían aliviar efectos negativos a largo plazo.

Los grupos de apoyo, el apoyo del resto de la familia… pueden aliviar los efectos negativos en un adolescente de la ausencia de uno o ambos padres. Un adolescente experimentará diferentes sensaciones, puede tener problemas en el desarrollo cognitivo, ansiedad… y todo deberá tenerse en cuenta para poder tratarlo.

Relaciones problemáticas

Cuando un adolescente sufre la ausencia repentina de alguno de sus padres puede afectar a las relaciones con los demás. Un problema frecuente en los adolescentes sin uno de los padres es que puede sentirse abandonado y tener una imagen pobre de sí mismo. Esto hará que se vuelva resentido hacia el mundo y que empiece a tener cierta dependencia emocional por miedo al abandono. Los adolescentes que sufren estas ausencias puede tener más probabilidades de mantener relaciones sexuales de riesgo, comportamientos agresivos, abusar de las drogas o del alcohol.

adolescente con ansiedad

Problemas de agresividad

Una adolescente que sufre la ausencia de un padre podría sentir gran resentimiento y que esto se manifieste en forma de agresión cuando las emociones no son tratadas por los familiares, los adultos cercanos o por un especialista en psicología. Para evitar este tipo de problemas el menor necesitará sentirse apoyado y arropado emocionalmente durante todo momento para poder controlar la agresividad que siente hacia sí mismo y hacia los demás.

Problemas en el desarrollo cognitivo

Un adolescente que crece en un hogar con dos padres tendrá un mejor rendimiento académico que un adolescente que ha sufrido la pérdida repentina e inesperada de uno de sus progenitores o que tiene a uno de ellos de forma ausente. Los hogares monoparentales son más propensos a tener adolescentes que han sufrido fracaso escolar. Un factor que contribuye a la disminución de la cognición en los adolescentes con un padre ausente es que los padres no hacen un seguimiento adecuado de sus estudios. Una forma de combatir estos factores es mediante la búsqueda de apoyo a través de la participación e los familiares o buscar asesoramiento de un profesional.

adolescente con ansiedad

Problemas de ansiedad

Un adolescente que vive en un hogar con ausencia de madre podrá tener muchas más probabilidades de sufrir ataques de ansiedad. Las madres ausentes también pueden hacer que los niños se conviertan en adultos más nerviosos, con ansiedad e incluso con problemas de dependencia emocional por miedo al abandono. Cuando un niño no tiene el cuidado y la cercanía de una relación de madre e hijo saludable puede acarrear serios problemas emocionales que deberán ser tratados por profesionales. La separación materna  puede conducir a problemas con el rendimiento académico, a tener problemas sociales y emocionales en los adolescentes.

Estos son algunos de problemas que ocasiona a los adolescentes la ausencia prolongada de sus padres. Los niños y adolescentes necesitan tener una figura o ambas a su lado en el desarrollo y cuando por circunstancias de la vida se le arrebata una de esas figuras, aunque exista la familia mono-parental y que lo haga todo lo mejor que pueda y sepa, el niño necesitará atención psicológica para poder cuidar las heridas emocionales que tiene y así aprender a vivir de nuevo con la nueva realidad a la que debe hacer frente.


Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *