Historia de las botas Chelesa

Botas Chelsea

No hace falta ser un experto para comprender porque las botas Chelsea están en vigencia desde el año 1837. Basta con usarlas una vez para descubrir que son tan cómodas como calientes, resistentes pero flexibles al mismo tiempo. No llevan cordones y por eso son fáciles de poner o quitar, gracias a sus elásticos laterales, que están situados en el lugar perfecto para sumarse a la anatomía del pie.

Cuesta creer que fue el zapatero de la reina Victoria de Inglaterra el inventor de estas botas que son tan tradicionales como actuales. Con oficio diseñó un calzado con refuerzo elástico que hombres y mujeres podían usar para montar a caballo o para caminar.

La gran novedad del producto era la goma vulcanizada de la suela, que las hacía impermeables y seguras. Sin embargo, no fue entonces cuando las Chelsea se transformaron en moda pues fue en los años ´60 cuando Los Beatles comenzaron a usarlas y así cautivaron a la audiencia. Muchos músicos y artistas ingleses también las llevaban en sus pies y así fue como fueron bautizadas con el nombre de Chelsea, en honor a la ciudad.

Los modelos se replicaron en el mundo entero y la moda hizo furor. De allí en más las botas Chelsea se instalaron en el mercado como uno de los modelos más populares de todos los tiempos. Ya en los años ´70 fueron parte de la estética rockera, y estrellas como Jimmy Hendrix o los integrantes de The Who las adoptaron como propias.

Aún hoy las botas Chelsea son un clásico aunque año a año surgen nuevas versiones, cada vez más arriesgadas y novedosas. Sin embargo, son los modelos clásicos los que aún lideran las ventas.


Categorías

Zapatos

Zapatos Adictas

Zapatosadictas era una web dedicada al mundo de los zapatos para mujeres. Actualmente está integrada dentro de la sección zapatos de Bezzia.com

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *