Herpes genital

Herpes genital

El herpes genital es una enfermedad de trasmisión sexual que se propaga a través del contacto íntimo durante las relaciones sexuales. Se conoce más comúnmente por las úlceras y ampollas que causa, que pueden presentarse alrededor de los genitales, los labios o el ano. El lugar donde brotan estas úlceras es el punto original donde ingresa el virus en su cuerpo. El herpes genital se puede propagar por contacto directo con esas úlceras, pero también se puede propagar aunque las úlceras no se vean.

Los síntomas varían según la persona e incluso algunas no presentan síntomas. Algunas sufren ataques dolorosos con muchas úlceras mientras que otras sólo tienen síntomas leves. Por lo general sucede de 2 a 10 días después de que el virus ha sido ingresado en el cuerpo. En ese momento, es posible que se sienta como si tuviera una gripe o influenza. Es posible que se inflamen las glándulas, así como fiebre, escalofríos,cansancio, dolores musculares y náuseas. Es posible también que broten úlceras que aparecen como pequeñas ampollas llenas de líquido en los genitales, nalgas u otras áreas. Es común tener una sensación de ardor o quemazón al orinar.

El primer brote puede durar de 2 a 4 semanas. Durante este tiempo, las lesiones se abren y “supuran”. Durante varios días, las úlceras formarán una especie de cáscara y luego sanarán sin dejar cicatrices.En los siguientes brotes los síntomas aparecerán de distinta manera, durante menor tiempo y siendo estas menos dolorosas.

Si tiene síntomas de herpes genital consulte a su médico inmediatamente. Otras infecciones causan síntomas muy parecidos, de manera que su médico deberá confirmar el diagnóstico.


Categorías

Enfermedades

Más Medicina

Masmedicina era una web sobre médicina especialmente orientada a mujeres. Actualmente está integrada en la sección de medicina y salud de... Ver perfil ›

Un comentario

  1.   Jaime Hinostroza dijo

    Buen aporte (simple, claro y práctico, espero que muchas personas se beneficien); sin embargo.. hay que tener muy en cuenta que para la mayoría de personas, el impacto social y emocional del Herpes es mayor que lo físico, por lo menos al principio, lamentablemente nuestra sociedad tiende tener una actitud sumamente crítica sobre las enfermedades transmitidas sexualmente (mucha gente siente vergüenza y desconcierto.. sientiéndose a veces hasta aislada después de que se les haya diagnosticado el Herpes), no quedando otro camino que aceptar al Herpes tal como és: si NO es tratado oportuna y adecuadamente, éste puede convertirse en algo molestósamente dañino, persistente y hasta desesperante, a continuación les comparto al menos lo que a mi esposa le ayudó a combatirlo (de algún modo espero que también les ayude):
    http://bit.ly/1lUR34t

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *