Fístula sacrocoxígea: causas, síntomas y tratamiento

La fístula sacroxígea

La fístula sacroxígea, también llamada Sinus pilonidal que sigifica “Nido de pelos” en latín, se trata del hallazgo de pelos dentro de una lesión. Se presenta en forma de quiste o trayecto fistuloso en k que por uno o más orificios se asoman pelos y localizado justo en el sacro. Cuando éste se deja ver aparece de forma crónica o en forma de infección aguda. Aunque esta afección aparece desde joven lo cierto es que es más frecuente en los hombres.

Hoy en día se cree que la fístula sacrocoxígea es una enfermedad que se adquiere debido a los repetidos traumatismos del tejido subcutáneo con una clara afectación en los folículos pilosos y por consiguiente la infección. Los síntomas más frecuentes son los siguientes:

– Inflamación en la zona sacra que llega a formar en casi todos los casos un absceso de pus.
– Dolor en la región sacra que dificulta el sentarse.
– Aparición de uno o mas orificios por los que drena la pus y a veces pelos.

Tratamiento

La alternativa más adecuada es sin duda alguna la cirugía. Existen varias opciones para tratar esta patología que consisten básicamente en eliminar la zona afectada, dejarla abierta y esperar que cierre por segunda vez desde adentro hacia afuera. La intervención quirúrgica con láser permite al paciente una rápida recuperación, una menor inflamación de los tejidos así como menor tiempo de cicatrización, además del escaso dolor postoperatorio, lo que permite la rápida vuelta a las actividades diarias.


Categorías

Enfermedades

Más Medicina

Masmedicina era una web sobre médicina especialmente orientada a mujeres. Actualmente está integrada en la sección de medicina y salud de... Ver perfil ›

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *