Esconde esos kilitos demás

Se vienen las fiestas, las vacaciones y haz subido de peso este año! Te voy a dar unos concejos para que puedas utilizar ciertas prendas y que no se note que subiste de peso. Mientras retomas la dieta y la actividad física, ya que fin de año no significa que dejes de cuidarte.

  • Usa líneas verticales: Opta por ropas que tengan líneas verticales, como largos vestidos, camisolas, y polleras rectas. Una bufanda larga o un collar funcionarán de maravillas. Evita las líneas horizontales, particularmente en los sitios donde llevas esos kilos de más (brazos superiores, cintura, caderas o muslos).
  • Elije colores oscuros: Los colores oscuros hacen que las siluetas parezcan más delgadas, mientras que los colores claros tienen el efecto contrario. Si estás tratando de esconder algo, lo más sensato es que no llames la atención con un color claro o brillante.
  • Elije lo monocromático: Si quieres parecer más alta y delgada, intenta vestirte en un mismo color de los pies a la cabeza. No sólo lucirás más consistente, sino que crearás una línea vertical —que es adelgazante—.
  • Adopta una postura recta: Hombros derechos, pecho hacia fuera, estómago adentro. De esta forma, estarás estirando toda la carga de la zona media del cuerpo, haciéndote lucir, sin dudas, más delgado. Asimismo, parecerás más alta y segura de ti misma. Mantén esta postura y lograrás disimular esos kilitos de más. Recuerda que los hombros caídos o vencidos hacia delante son una postura típica de las personas poco exitosas.
  • Concentra la atención en tu rostro: Lleva la atención hacia tu cara usando un pañuelo o bufanda extravagante, un collar, o un par de aretes. O, intenta hacerte un peinado distinto al de siempre. Si estás buscando algo divertido y dramático, intenta usando un lápiz labial brillante (y poco frecuente).
  • Busca estilos adelgazantes: Opta por polleras tipo tubo, pantalones rectos, y chales flexibles que formen líneas diagonales y sean benévolos con tu cuerpo.Olvidate de utilizar fruncidos en gran cantidad, polleras bamboleantes, peplums, y pantalones de campana, todos contribuyen a ensanchar visualmente tu imagen
  • Usa el talle apropiado: Sólo porque la cremallera ha llegado hasta arriba no quiere decir que la ropa te vaya bien. Si estás excesivamente incómoda, si te derramas por los bordes, o si no te puedes sentar, ese talle no es para ti. Intenta algo más grande.
  • Busca el equilibrio: Si sueles llevar tus kilos de más en la zona de la cadera, los muslos o las nalgas, busca ensanchar visualmente tus hombros para crear una ilusión de equilibrio. Si la mayoría del sobrepeso se encuentra en tus caderas, opta por colores oscuros en la parte superior y más claros en la inferior para equilibrar la visual. Si deseas lucir esbelta, busca prendas con detalles en la parte central de modo que el ojo sea llevado de arriba hacia abajo. En el caso que tengasmucho busto y seas angosta de caderas, lo ideal es que uses polleras acampanadas por debajo de las rodillas.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *