Errores comunes en la manicura

Errores comunes en la manicura

El poder hacernos una manicura en casa siempre es una opción perfecta. Más que nada porque la dejaremos a nuestro gusto, con nuestros propios productos y trucos. Pero aún así, siempre nos encontraremos con ciertos problemas. Porque no todo es tan sencillo como podemos pensar. De ahí que tengamos que hablar de los errores comunes en la manicura.

Errores que quizás se deban a que nos saltamos aún paso imprescindible o que los que damos no sean los correctos. Si eres de las que te haces la manicura en casa, no puedes dejar pasar estos errores comunes, porque te van a resultar bastante familiares. ¿Cuál de todos ellos repites más a menudo?.

Errores comunes en la manicura, el algodón

Uno de los primeros errores comunes en la manicura es tener preparado el algodón. Seguro que eres de las mías, que siempre tiene a mano una bolita de algodón para poder corregir ciertos fallos con el esmalte. Pues no, no es lo más indicado en estos casos. Aunque sea algo que usamos desde hace tiempo, no es aconsejable. El algodón puede quedarse pegado sobre el esmalte fresco y arruinarnos la manicura. Así que, para poder corregir ciertos errores o limpiarnos el esmalte de los dedos, siempre es mejor un pincel mojado en quitaesmalte. ¡Mucho más efectivo!.

Errores al pintar las uñas

Quitar las cutículas de forma equivocada

El tema de las cutículas también es otro de los errores comunes en la manicura. Las cutículas van a proteger a nuestras uñas de ciertas bacterias. Así que, no tenemos que ir cortándolas a lo loco. Lo mejor es aplicar un aceite específico para esta zona. De este modo se ablandarán un poco y con la ayuda de un palito de naranjo las empujamos ligeramente hacia atrás. Así evitaremos el quitarlas y las uñas nos lo agradecerán creciendo más fuertes que nunca.

Cómo limar las uñas

El limar las uñas de manera poco correcta también puede ser otro de los grandes errores y fallos que hacemos. Somos muy dadas a limar las partes laterales y en una dirección vertical. Pues no, lo mejor es comenzar en un lado de la uña, sí, pero llegar al otro en una sola dirección. Gracias a ir siempre en un mismo sentido, las uñas no se escamarán ni se romperán tan fácilmente.

Cómo pintar las uñas

¿Qué mano pintar primero?

Solemos optar por la mano que nos es más fácil. Tanto para las personas zurdas como para las diestras, parece que hay una mano que nos cuesta un poco más. Es por ello que nuestro acto reflejo es comenzar por la parte sencilla y terminar con la complicada. Pues no, primero es mejor comenzar por ésa que nos cuesta más trabajo. Solo así terminaremos con la que es más sencillo o la que tenemos más práctica.

La estabilidad al pintar

Eso de pintar casi en el aire no da un buen resultado. Claro que quizás si eres una persona muy habilidosa sí llegarás a hacerlo más que perfecto. Pero por regla general siempre nos puede ocurrir que al no contar con cierta estabilidad en las manos, el acabado tampoco sea muy estable en sí. Es por ello que lo mejor es apoyar de una manera parcial, la mano. Así el pulso va a estar mucho más controlado.

Corregir errores de manicura

Endurecedor de uñas

Siempre debemos aplicar un endurecedor de uñas. Como su nombre indica, el endurecedor sirve para proteger las uñas. Le aporta más firmeza y resistencia, por lo que se hace imprescindible. Además, va a protegerlas de todos los esmaltes. Tan solo hay que aplicar una capa del endurecedor justo antes de aplicar el esmalte. Secará muy rápido, así que no tendrás mucho que esperar. Una vez que hayas terminado tu manicura, acuérdate de sellarla nuevamente para que tenga más duración.


Categorías

Tus uñas

Susana Godoy

Desde pequeña tenía claro que lo mío era ser profesora. De ahí que me haya licenciado en Filología Inglesa. Algo que se puede combinar a la... Ver perfil ›

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *