Eritema solar, ¡cuida tu piel del sol!

Quizás por ‘Eritema solar’ no tengas muy claro a qué nos estamos refiriendo. Pero sin duda, sí que lo habrás sufrido en más de una ocasión. Todo ello viene dado por la exposición de nuestra piel al sol. Ahora que se aproxima el verano, debemos tener en cuenta algunas indicaciones para el cuidado de nuestro cuerpo.

Porque solo con un gran cuidado podemos hacer frente a numerosas posibles enfermedades. La protección de la piel se hace más que importante, para que de este modo, podamos estar más tranquilos en un futuro. Te contamos qué es el llamado ‘Eritema solar’ así como sus causas y tratamientos. ¡Tienes que descubrirlo!.

Qué es el ‘Eritema solar’

Se denomina así al enrojecimiento de la piel. Este puede ser provocado por algún tipo de inflamación o por enfermedades infecciosas. Así que, a grandes rasgos podemos estar ante un tipo de lesión cutánea. Por lo que si lo notamos durante varios días y no desaparece, debemos acudir al dermatólogo. Claro que por otro lado, sí conocemos las causas concretas y también sabemos que después de tres o cuatro días desaparecerá si hablamos de que este problema lo ha producido el sol. Las quemaduras que son causadas por la exposición solar llevan este nombre. Pero hay que saber que se denomina como ‘Eritema térmico’ el producido por el sol y se trata de una quemadura superficial. ¡Aunque no por ello debemos dejarla pasar!.

Qué tratamiento necesito para este problema de la piel

En este caso concreto, al ser de tipo solar, ya sabemos las causas que lo provocan. La exposición prolongada al sol, unido a una piel sensible o a estar en las horas centrales del día, aumentan el riesgo de padecer el ‘Eritema’. Es decir, nuestra piel se enrojece o se quema. Aunque es cierto que se trata de una quemadura leve, debemos siempre prevenirla y tratarla con cuidado. ¿De qué forma se pueden prevenir?. Lo cierto es que debemos aplicar un tipo de crema con un factor alto, que vaya con nuestra piel.

Pero además de ello no debemos estar demasiado tiempo bajo el sol y menos en las horas centrales del día. ¡Toda prevención es poca!. Ya que la radiación solar, cuando es en exceso, es uno de los factores que pueden llegar a desembocar en cáncer de piel. Por lo que intenta cada día ponerte solo un poco al sol, con crema de factor elevado y aprovechando cuando el sol no es tan fuerte. Si ya tarde para la prevención, entonces tienes que darte una ducha con agua fresca o aplicar compresas frías por la zona. Bebe mucha agua para evitar la deshidratación. Puedes ayudarte de una crema hidratante en la zona afectada pero que no sean antihistamínicas.

¿Eritema solar o quemadura?

La duda siempre está presente, pero nosotros la intentamos resolver. Llamamos ‘Eritema solar’ a esa piel que está empezando a ponerse colorada por culpa del sol. Se puede decir que es el primer daño, un tanto superficial pero daño al fin y al cabo. En ese momento, la piel se ve rojiza y puede doler ligeramente. Por lo que al ser bastante leve, con una crema hidratante como hemos mencionado, o bien los after-sun serán una manera perfecta de ayudar a su curación. Cuando hablamos de quemadura, ya pasamos a un nivel superior. La zona de la piel muestra un color rojo más intenso y además de doler, también podremos notar un escozor. Por lo que esto se traduce en un malestar del cuerpo que puede llegar a darnos náuseas, algo de fiebre o dolores de cabeza.

¿Quien tiene mayor riesgo de padecer este problema?

Esta reacción cutánea es muy frecuente en las pieles sensibles. Ese tipo de piel pálida de la gente rubia o pelirroja será quienes más la padezcan. Aunque es muy frecuente tanto en los niños pequeños como en la adolescencia, puede volver a aparecer en cualquier etapa de al vida. Aunque es cierto que en la piel más oscura no suele aparecer. De ahí que las pieles sensibles necesitan un factor de protección de 30 o más y aplicarlo varias veces, sobre todo cuando la exposición solar es prolongada.


Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*

*

  1. Responsable de los datos: Miguel Ángel Gatón
  2. Finalidad de los datos: Controlar el SPAM, gestión de comentarios.
  3. Legitimación: Tu consentimiento
  4. Comunicación de los datos: No se comunicarán los datos a terceros salvo por obligación legal.
  5. Almacenamiento de los datos: Base de datos alojada en Occentus Networks (UE)
  6. Derechos: En cualquier momento puedes limitar, recuperar y borrar tu información.