Endurecedor de uñas, cómo debemos usarlo

Cómo aplicar endurecedor de uñas

Seguro que todos hemos escuchado hablar sobre el endurecedor de uñas. Pero no siempre llegamos a usarlo o somos constantes en ese uso. Pues sí deberíamos, ya que nos aporta muchos beneficios más allá de hacer que la manicura nos pueda durar más tiempo. ¡El endurecedor tiene más ventajas!.

A pesar de todo ello, hay que decir que el endurecedor de uñas es uno de los productos imprescindibles en nuestra vida. Hoy descubriremos todo lo que hace por nuestras uñas así como la mejor manera de poder aplicarlo y la constancia para conseguir los mejores resultados. ¡No te lo pierdas!.

Los beneficios del endurecedor de uñas

Por un lado, todos sabemos que el endurecedor es un producto para fortalecer las uñas.  De manera que puedan estar fuertes ante la variedad de manicuras que solemos aplicar. Pero no solo sobre ellas, sino que también será perfecto para cuidar las cutículas así como aumentar el brillo de toda la zona y cuidar tanto la parte exterior como la interior. Del mismo modo también hace que la uña crezca de forma más sana. Todo ello implica que tendremos un mayor cuidado de las manos en general. Es una de las partes más visibles y por lo tanto, bien se merecen dicho cuidado.

Endurecedor de uñas

Cómo usar el endurecedor de uñas

No es una tarea complicada, pero siempre es mejor aprender algunos pasos para saber cómo debemos usarlo correctamente. En primer lugar, tenemos que ser muy constantes. Esto es algo que siempre debemos mantener cuando queremos cambiar algo o cuidarlo. De ahí que debamos tener algo de paciencia y hacer los pasos adecuados todos los días. Comenzamos aplicando el endurecedor la uña y si las tenemos un poco largas, también por la zona inferior de lo que sobresalga.

Debemos aplicar el producto dos veces al día. Puedes hacerlo por la mañana y por la noche, pero si por algún motivo no te va bien este horario, siempre puedes modificarlo. Durante tres días seguidos, debemos aplicar dicho endurecedor, pero ojo, no significa que cada día tengamos que retirar el producto del día anterior. Sino que cada uno de esos tres días, iremos aplicando una capa. Cuando lleguemos al cuarto día, entonces sí, ya podremos eliminar todo el producto. Pero aunque hablemos de eliminar el producto, será para comenzar de nuevo.

Lo mejor es seguir con esa constancia durante al menos unas tres semanas o cuatro. Sin duda, los resultados son perfectamente visibles. Por lo que después de ese tiempo, veremos cómo nuestras uñas gozan de una salud envidiable. Las verás más sanas y fuertes al mismo tiempo que muy brillantes. ¿Qué más podemos pedir?.

manicura endurecedor

Crea tu propio endurecedor casero

Es cierto que en el mercado tenemos muy buenos productos a modo de endurecedores. Pero también podrás hacer el tuyo casero, ya que son varias las recetas a tener en cuenta. Por ello, si quieres hacer la prueba te dejamos con una de lo más sencilla: Ponemos tres dientes de ajo en un poco de agua caliente. Los dejaremos unos 25 minutos y luego licuamos para hacer una pasta. La echaremos en un frasco de cristal. A dicho frasco también le vamos a añadir una cápsula de vitamina E y unas gotas de zumo de limón. Ahora solo queda mezclar todo bien y ya estará listo para aplicar. Para ello, es mejor tener un bote con aplicador de esmalte de uñas para extenderlo por toda la zona a tratar.

Por otro, debemos tener en cuenta que los aceites también nos ayudarán en nuestro cometido. Tanto el aceite de oliva como el aceite de almendras son dos de los que solemos tener siempre en casa. Porque nos ayudan en muchos de los remedios caseros de belleza. Al igual que ocurre con el aceite de coco que se ha convertido en otro de los grandes imprescindibles. Ahora ya tienes las mejores soluciones al alcance de tu mano. ¿Por cuál de ellas vas a optar?.


Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*

*

  1. Responsable de los datos: Miguel Ángel Gatón
  2. Finalidad de los datos: Controlar el SPAM, gestión de comentarios.
  3. Legitimación: Tu consentimiento
  4. Comunicación de los datos: No se comunicarán los datos a terceros salvo por obligación legal.
  5. Almacenamiento de los datos: Base de datos alojada en Occentus Networks (UE)
  6. Derechos: En cualquier momento puedes limitar, recuperar y borrar tu información.