Encuéntrale el gusto al trabajo

Según los expertos será más difícil encontrar nuevos empleos durante este 2009 y lo más recomendable es intentar mantener el que tenemos. Así que si actualmente no te encanta lo que haces, quizá tengas que hacer un esfuerzo para encontrar una nueva pasión por tu trabajo. Recuerda que una gran parte de tu tiempo la dedicas a eso, así que es mejor hacerlo con buena cara. Aquí algunas ideas para reavivar el ánimo en tu vida laboral:

  • Año nuevo, actitud nueva. Quizá ha sido la rutina la que te ha agotado. Así que haz una lista de las cosas positivas de tu trabajo. ¿Qué has aprendido, has adquirido nuevas destrezas? ¿Has podido crecer en la empresa o hay posibilidades de mayor desarrollo?, incluso hay que incluir cosas que hagan mejor tu vida personal como tener buenos amigos, o el hecho de que la oficina quede cerca de tu casa. Todas esas cosas positivas te ayudarán a revalorar tu posición. Puede que necesites recordar cuáles fueron las razones que te llevaron a tomarlo en un principio y a dónde querías llegar en ese momento. Esto es fundamental para saber si sigues por el buen camino o si debes redirigir tus estrategias.

  • Por otro lado haz una lista de todas las cosas que no te gustan y procura encontrarles alguna solución. Obviamente no todas dependen de ti, como el hecho de sentir que te pagan menos de lo que te mereces, pero situaciones como tener una mala relación con tu jefe o sentir que devalúan tus esfuerzos si están bajo tu control. Hay que buscar ser creativos con estas soluciones, muchas veces pensamos “lo he intentado mil veces pero no funciona”, entonces quizá sea momento de intentar algo nuevo. Piensa que si las cosas están demasiado mal entonces no tienes nada que perder.
  • Utiliza tus fortalezas y las de tu puesto en vez desenfocarte en los defectos, verás como eso genera un ciclo virtuoso a tu favor. Por ejemplo, si sabes que tu puesto te permite acceso al público pues ofreces un servicio y has descubierto que tienes don de gentes, debes explotarlo. Si eres doblemente amable, es posible que vendas más o incluso que recibas cumplidos. Eso a su vez generará reconocimiento dentro de la empresa y con suerte hasta mayores beneficios.
  • Piensa que es mejor el trabajo en equipo. Si te has propuesto metas involucra a los demás en ellas. Aún si tu no eres “la jefa”, una buena actitud se contagia y el generar un mejor equipo no sólo te hará “sentir” mejor sino “lucir” mejor.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *