Elegir el vestido de novia perfecto

El último fin de semana fue la boda de mi hermana menor. No contaba con un gran presupuesto pero tuvo la astucia de organizar la boda perfecta para ella y su pareja.

Tuvieron el buen tino de proyectar una boda ajustada a sus gustos y estilo de vida, aprovechando cada billete en elecciones correctas. Esto ocurrió con la decoración, con el banquete e incluso con el vestido de la novia.

Lo primero que hizo mi hermana fue visitar varias tiendas de novias para así probar algunos modelos y ver cuales le quedaban mejor de acuerdo a su cuerpo.

Luego supo elaborar un listado de modistas que no eran conocidas pero sí recomendadas por alguna prima, tía, amiga. Fue así que se quedó con una muy intuitiva que nos sólo tenía buena mano para coser sino que además ofrecía paciencia y buen trato, algo no menor en estos casos.

Una vez elegida la persona, todo comenzó a avanzar aunque para que el proceso fuera tranquilo y sin sobresaltos mi hermana aceptó opiniones, aunque sólo las necesarias. Es decir que no mostró el vestido a todo el planeta ni le pidió a muchas personas que la acompañaran a las pruebas. Con una o dos opiniones fue suficiente, después de todo, es la novia quien tiene el peso a la hora de elegir mientras que el resto funciona a modo de apoyo.

A la hora de elegir el vestido de novia, tuvo en cuenta la fecha de la boda, la comodidad del vestido y proyectó su imagen de aquí a diez años para así descubrir si el modelo elegido se vería bien en un futuro.

Y así lució radiante en la boda. Se las ingenió para exprimir un presupuesto acotado con inteligencia y sabiduría, algo que no siempre ocurre así es que… ¿Te animas a ponerlo en práctica?


Categorías

Bodas

Consejos Bodas

Consejosbodas.com era una web dedicada al mundo de la moda. Actualmente está integrada dentro de la sección Bodas de Bezzia.com

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *