Déficit calórico: ¿Qué es y cómo puedo hacerlo?

Déficit calórico

Seguro que has escuchado su nombre un sinfín de ocasiones y no es para menos. Porque el déficit calórico está a la orden del día en nuestra vida. Ya que en ella queremos siempre mantener un peso ideal, evitando subir demasiado pero tampoco excedernos con la bajada del mismo y por ello necesitamos más información sobre este proceso.

Aunque suene un poco complicado no lo es tanto. Simplemente tendrás que guiarte con las calorías que puedes consumir en un día y no excederte de las que te pertenecen, por mencionarlo así a grandes rasgos. Si quieres saber mucho más y de manera precisa, entonces no te pierdas todo lo que contamos porque te va a interesar y mucho.

Qué significa déficit calórico

Entramos de lleno en su significado y aquí lo vas a entender todo mucho mejor. Porque el déficit calórico es consumir menos energías de las que vas a utilizar. De ahí que podamos resumirlo como quemar más de lo que comemos, de modo que esto hará que el peso no pueda seguir subiendo. Eso sí, es importante que dentro de ello, tengamos una alimentación totalmente saludable y equilibrada. Siempre hay que seguir las pautas del déficit concreto que tengamos, porque no toda las personas coincidimos en el mismo.

Alimentación en déficit calórico

Cómo saber cuál es mi déficit calórico

Para saber cuál será tu déficit está claro que primero tenemos que saber cuáles son las calorías que necesitamos para poder sentirnos y vernos totalmente sanos. Es cierto que hay varias maneras de poder saber cuál es tu déficit pero uno de los más rápidos y sencillos es el de multiplicar tu peso por 26 y anota la cifra que te dé. Luego volverás a multiplicar tu peso por 28 y te dará, lógicamente, una nueva cifra. Esto se traduce que entre la primera cifra que nos dio y la segunda están nuestras calorías diarias. Hablaríamos de un rango medio. Por lo que, a partir de ahí tendremos que ir restando el ejercicio y potenciando nuestro déficit siempre con proteínas de calidad, con carbohidratos que son complejos y como no, con grasas saludables.

Cómo hacer déficit calórico sin hacer ejercicio

Es cierto que es un proceso donde solemos gastar bastante porque se supone que tenemos una rutina diaria de ejercicios. Pero si realmente no puedes por el motivo que sea siempre hay solución. Por un lado te proponemos beber mucha agua o en su defecto tomar infusiones. No elimines las grasas de tu dieta, sino que debes elegir las más saludables y tomar pequeñas porciones cada día. Además, tu alimentación tiene que ser rica en vegetales así como alimentos frescos en general. Recuerda que también necesitas una parte de proteína, y es que al igual que las grasas también completarán tu plato. Ahora solo tienes que equilibrar las cantidades. Para ello siempre se aconseja hacer varias comidas al día para poder sentir el estómago lleno y no darnos los atracones que en ocasiones protagonizan nuestra vida.

Cardio y pesas para déficit

Consejos básicos a tener en cuenta

Queremos conseguir ese déficit calórico pero sin pasarnos. No debemos hacer locuras porque nos pasarán factura en nuestro cuerpo y en nuestra vida. Recuerda que la ingesta de calorías no debe ser muy baja porque puede llegar la ansiedad a nuestra vida y también la pérdida de masa muscular.

Como bien sabes, no debemos esperar a tener hambre para ponernos a comer. Siempre es mejor hacerlo de manera repartida y controlada porque evitaremos los atracones. Por un capricho de vez en cuando tampoco va a pasar nada, además que nos dará más motivación.  Combina siempre el cardio con las pesas, ya que la finalidad será mucho mejor y lo notarás mucho más rápido.


El contenido del artículo se adhiere a nuestros principios de ética editorial. Para notificar un error pincha aquí.

Sé el primero en comentar

Deja tu comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*

*

  1. Responsable de los datos: Miguel Ángel Gatón
  2. Finalidad de los datos: Controlar el SPAM, gestión de comentarios.
  3. Legitimación: Tu consentimiento
  4. Comunicación de los datos: No se comunicarán los datos a terceros salvo por obligación legal.
  5. Almacenamiento de los datos: Base de datos alojada en Occentus Networks (UE)
  6. Derechos: En cualquier momento puedes limitar, recuperar y borrar tu información.