Cuidados básicos para un cabello fino

Cabello fino

El cabello fino puede ser abundante o no, pero la cualidad que lo distingue es que cada cabello tiene poco grosor y por ello es más frágil que un cabello que sea grueso. Es por eso que quienes tienen el cabello fino saben que les falta volumen y fuerza y que estos son sus principales problemas.

Debemos saber cuáles son los cuidados básicos para un cabello fino, ya que cada pelo tiene sus cuidados específicos que nos ayudan a tenerlo en mejor estado y con un aspecto bonito y saludable. En este tipo de pelo hay que centrarse en cuidarlo para que no se rompa y en darle volumen.

Desenreda con cuidado

Cabello fino

Una de las cosas que debemos hacer si nuestro cabello es fino es tratarlo siempre con cuidado. Cuando el pelo está mojado es especialmente sensible a las roturas, por eso es mejor comprar un cepillo con muchas púas que desenrede con suavidad para evitar que se rompa. Esto también vale para cuando el cabello está seco, ya que tendremos que desenredar sin romper. Los cepillos que tienen cerdas naturales suelen ser más suaves con el pelo. De todas formas también debemos acostumbrarnos a comenzar a peinar el cabello desde abajo hacia arriba para ir desenredando poco a poco.

Lava con champú de volumen

El cabello fino tiene el gran problema de tener poco volumen, por lo que siempre parece algo lacio y sin vida. Es por eso que uno de los cuidados básicos consiste en utilizar un champú con volumen que nos ayude a darle algo de vida. El champú de volumen es un gran recurso a la hora de conseguir un estupendo efecto en nuestro cabello, ya que suele aportar volumen en la raíz que es en donde lo necesita. También es bueno conseguir un champú que regule la grasa, pues cuanto más tiempo tengamos el pelo limpio mejor se verá.

Seca el pelo boca abajo

Este es un pequeño truco muy sencillo que nos puede ayudar a dar volumen. Secar el pelo boca abajo es una gran solución en este sentido. Si utilizamos el secador y el cepillo y lo secamos boca abajo tendremos un poco más de volumen en la raíz, aunque este efecto no dura mucho si no utilizamos algún producto como una laca.

Evita que se ensucie

Cabello fino

El pelo fino puede ser seco o graso. El problema con este pelo es que se le nota rápidamente la suciedad porque tiene poco volumen. Así que deberíamos tener el pelo siempre limpio si pretendemos que tenga buen aspecto. En este sentido es muy importante utilizar champús que acaben con la grasa o bien eviten que aparezca tan pronto. Además, podemos utilizar el estupendo champú en seco, que se pulveriza sobre el cabello y retira la grasa. Así podremos evitar lavar el pelo al menos un día.

Sí puedes usar aceites

Los aceites tienden a apelmazar el cabello si los usamos después del lavado, pero nos ayudan a que el pelo no se encrespe. Los cabellos finos también pueden usar aceites si su pelo no es liso, pero con cuidado. El aceite de coco es uno de los mejores, pues no apelmaza, pero su uso debería ser como mascarilla antes de lavar el cabello. Se debe usar solo en las puntas, ya que en la raíz sí que puede dar ese aspecto apelmazado y más lacio.

Seca al aire libre

El cabello fino sufre mucho cuando utilizamos aparatos de calor, por lo que la mejor solución siempre es secarlo al aire libre. Evitaremos que ese calor estropee la fibra  del pelo y lo reseque con la siguiente rotura del pelo.


Sé el primero en comentar

Deja tu comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*

*

  1. Responsable de los datos: Miguel Ángel Gatón
  2. Finalidad de los datos: Controlar el SPAM, gestión de comentarios.
  3. Legitimación: Tu consentimiento
  4. Comunicación de los datos: No se comunicarán los datos a terceros salvo por obligación legal.
  5. Almacenamiento de los datos: Base de datos alojada en Occentus Networks (UE)
  6. Derechos: En cualquier momento puedes limitar, recuperar y borrar tu información.