Crea situaciones incómodas para conquistarle

seduccion

Si quieres conquistar a esa persona que te trae de cabeza pero no sabes cómo hacerlo para tener éxito, vamos a darte algunos consejos que te vendrán bien. Recuerda que si no eres correspondida en esa relación no tienes que desesperar. Primero, tienes que quererte más que a nadie y si otro no sabe apreciarte, entonces es que no merece estar en tu vida.

Sonríe

Los hombres se sienten atraídos automáticamente por mujeres que parecen más felices y divertidas. Una dama coqueta y sonriente es más accesible que una severa y hosca. Además, te hace rezumar confianza, un rasgo que la mayoría de los hombres encuentra sexy en una mujer.

Cuando hables con él, sonríe a menudo. Te hará parecer bondadosa, feliz y contenta. Será incapaz de resistirse a tus encantos. Sin embargo, tu sonrisa debe tener una especie de equilibrio. Si sonríes demasiado, podría mostrarle que tu interés es notoriamente obvio. ¡Estás intentando seducirlo, no hacerle saber que te gusta!

Tu objetivo es hacer que parezca que él es el que te persigue, incluso si estás girando una red de seducción para atraparlo con cada paso que das.

Sé coqueta y diviértete

Coquetear es una parte importante de tu seducción. Le dice que de vez en cuando estás preparado para un poco de diversión segura. Cuando estés conversando, comienza a coquetear con él y haz que quiera continuar la conversación contigo.  Comienza sutilmente y comienza a inflar su ego. Cuando se emocione, di algo para desinflarlo. Cuando se trata de coquetear, es más efectivo cuando lo mantienes alerta.

Es más emocionante para él, y juega sus inseguridades a la perfección para mantenerlo trabajando más duro para mantener tu atención. La clave es ser sutil y misterioso porque si eres directa y específica, pensará que estás demasiado desesperado y se apagará de inmediato. Recuerda, los hombres aman un misterio.

seduccion

Crea situaciones incómodas

Si quieres tener éxito en tu seducción, debes ser astuto. Aquí es donde debes actuar de una manera aparentemente aleatoria para mantenerlo adivinando y excitado. Sube a un ascensor lleno de gente con él y «sin saberlo» permite que alguna parte de tu cuerpo le acaricie la pierna.

Si estás sentada, ves detrás de él y estira la mano sobre su mesa para buscar algo cuando no se dé cuenta. Hará un giro involuntario y sus hombros estarán en perfecta trayectoria hacia tu pecho, aunque sea «por accidente”.

Sé circunspecta, sin embargo. Si no haces obvia tu estrategia, él pensará que es el afortunado de tocarte en lugares con los que un hombre solo puede soñar. Al crear estas situaciones incómodas, comenzará a fantasear contigo.

La seducción en el trabajo es un arte complicado, pero si juegas bien tus cartas, caerá directamente en tu regazo (figurativa y literalmente). Siempre y cuando juegues duro para conseguirlo, ponte la ropa adecuada, atrápalo en situaciones incómodas, coquetea de manera efectiva y crea oportunidades para un contacto físico ligero, caerá rendido a tus pies y casi ni se dará cuenta de que le has seducido… pero tú sabrás quién se lleva la medalla a la mejor seductora.


Sé el primero en comentar

Deja tu comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*

*

  1. Responsable de los datos: Miguel Ángel Gatón
  2. Finalidad de los datos: Controlar el SPAM, gestión de comentarios.
  3. Legitimación: Tu consentimiento
  4. Comunicación de los datos: No se comunicarán los datos a terceros salvo por obligación legal.
  5. Almacenamiento de los datos: Base de datos alojada en Occentus Networks (UE)
  6. Derechos: En cualquier momento puedes limitar, recuperar y borrar tu información.