Cosas que no debes hacer a tu pareja

Conseguir ser una pareja feliz

A las mujeres nos gusta que nuestras parejas estén atentas a nosotras, porque aunque la felicidad está dentro de nuestro interior y nadie tiene ni debe tener el poder para dárnosla o arrebatárnosla (porque la felicidad está dentro de cada uno de nosotros) nos gusta que estén atentos a nosotras, ¿verdad? Pues por este motivo debes tener en cuenta algunas cosas que no debes hacer a tu pareja nunca si realmente quieres que la relación funcione.

Ser celosa

Es posible que sea más fácil decirlo que hacerlo, pero, ¿de qué sirven los celos? Los celos son la muestra de la inseguridad personal y si realmente estás buscando ser feliz al lado de tu pareja, los celos no deben tener cabida en vuestra relación. Si confías en tu misma no tendrás ninguna razón para pensar que tu pareja está siéndote infiel.

Y si realmente piensas que puede ser infiel en la relación, entonces es que hay algo que no funciona bien entre vosotros y que deberías buscar para encontrar la solución lo antes posible. Si sabes lo que vales no pierdas tu valioso tiempo con celos y especulaciones que sólo arruinarán vuestra vida y tu estado de ánimo. A no ser que lo veas con tus propios ojos olvídalo… porque  a veces, cuando enfocamos demasiado las cosas se pueden hacer realidad. Confía en tu pareja a menos que te dé motivos para no hacerlo.

Conseguir ser una pareja feliz

No mantener tus promesas

 

A nosotras nos gusta que las promesas que nos hacen las cumplan, pues a nuestra pareja le pasa exactamente igual. Si has quedado con él, acude a la cita. Si dices que le vas a llamar, hazlo. Si se te olvidan hacer las cosas o no las cumples puedes parecer una mujer irresponsable porque lo que realmente muestra quién eres son tus acciones. Y si tus acciones van acompañadas con tus palabras aún aumentará más tu fuerza y tu confianza, por lo que la relación se verá también reforzada.

Ser una mujer dominante

Ser dominante puede ser atractivo hasta cierto punto, pero cuando te pasas puedes espantar a cualquier persona a tu alrededor, inclusive a tu pareja. Si tienes una actitud de macho alfa en la relación, tu pareja no se va a sentir cómodo en esto… si eres una fanática del control, es posible que acabes ahogando la relación. Sé consciente de esto y recuerda preguntarle por su opinión y tenerlo en cuenta. Pregúntale las cosas que quiere hacer, las películas que quiere ver… sé dulce en tus palabras. Una relación debe ser equilibrada para que sea saludable.

Conseguir ser una pareja feliz

Romper su confianza

Parece obvio que si rompes la confianza de una persona la relación puede verse perjudicada, pero no sabemos cómo se puede romper fácilmente. Por ejemplo si dices mentiras (aunque sean pequeñas), él lo va a saber aunque no te lo diga. Si prefieres a otras personas antes que a él, también estarás rompiendo su confianza… si ve que mientes ante otras personas, tendrá muchas razones para pensar que también puedes mentirle a él. Imagina esta situación pero al revés, ¿cómo te quedarías? Las mentiras innecesarias son incómodas, así es mejor hablar siempre desde el corazón y diciendo la verdad.


Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *