Consigue tus metas día a día

La vida de las personas se llena de varias “cosas” y sentimientos que dependiendo de en qué nivel se encuentren harán que una persona sea más feliz o infeliz. Entre estas “cosas” y sentimientos está el amor, el trabajo, la salud, el éxito… En mi opinión, los dos factores más importantes que debe tener una persona y que sirven como base para la mejora y la superación es la salud y el cariño y apoyo de las personas que se tienen alrededor. Teniendo las dos o una de ellas, creo y pienso firmemente que todo se puede conseguir, que todo es superable y que tan sólo depende de nuestro esfuerzo, nuestra motivación y trabajo diario. De esto venimos a hablaros hoy, de cómo conseguir nuestras metas y objetivos día a día.

Si quieres saber qué puntos consideramos los más importantes y favorables para tener una vida de éxito o al menos para cumplir con lo que nos planteamos en un principio, sigue leyendo este artículo. Consigue tus metas día a día con esta sencilla guía práctica que te hará desempolvar la famosa lista de deseos que iniciaste el día 1 de enero.

Las personas necesitamos marcarnos objetivos

Para crecer como personas, ya sea emocional o laboralmente hablando necesitamos inspirarnos día a día e ir marcándonos pequeños objetivos a cumplir a corto o medio plazo.

Os ponemos un ejemplo: María pesa 80 kg y tan sólo mide 1,65. Aunque es feliz, se ha dado cuenta que su peso le imposibilita realizar ciertas actividades que a ella le gustaba hacer anteriormente y quiere llevar una vida más saludable. Por esta razón, María se ha propuesto bajar de peso haciendo ejercicio a diario y llevando una dieta más controlada y sana. Para que María, cumpla con ello y no se desanime, ¿qué debería hacer? Marcarse un objetivo, por ejemplo el de perder 10 kilos en los próximos 3 meses. Teniendo este objetivo presente, María hará todo lo posible por alcanzarlo, eso sí con mucha motivación, sacrificio y constancia (no es un camino de rosas obviamente). Pero si María no se marcara un objetivo claro y firme, no encontraría esa motivación ni tendría esa marca como una responsabilidad.

Tips para conseguir tus objetivos día a día

  1. El primer error que suele cometer la gente es olvidar esos objetivos a medio o largo plazo. Los que son a corto son más fáciles de recordar, pero los que son a medio o largo plazo necesitamos tenerlos presente para recordarlos día a día. Para ello, os recomendamos que lo apuntéis en un lugar visible: libreta que llevéis en el bolso, puerta del frigorífico, corcho de tu cuarto de estudio u oficina, etc. Apúntalo, anota la fecha de inicio y también la fecha exacta o aproximada en la que quieres cumplirlo. Tener presente nuestro objetivo nos ayuda a llevarlo a cabo.
  2. “No dejes para mañana lo que puedas hacer hoy”: Es un dicho muy antiguo pero no por ello está carente de verdad. Anota en una agenda, la noche anterior, o esa misma mañana, todas las tareas diarias que debes llevar a cabo con el transcurso de las horas. Haz primero las importantes, luego las urgentes y recuerda dejar espacio también para tus momentos de relax y ocio,…Si tu objetivo se consigue día a día, necesitarás una agenda para organizarte y no caer en la tentación de perder demasiado tiempo de ocio (visualizar demasiado tiempo las redes sociales, hacer demasiadas paradas de estudio, etc.).
  3. Madruga: Cada persona es un mundo y cada persona necesita de un tiempo de descanso distinto. Seguro que ya sabes mejor que nadie cuántas horas necesitas descansar de noche para levantarte motivada y llena de energía, ¿verdad? Pues acuéstate la noche antes a la hora necesaria para que madrugando te de tiempo a hacer todo lo que quieres y necesitas en el día.
  4. Cada cierto tiempo visualiza esos objetivos que un día te marcaste y re-diséñalos si es necesario. Nuestras prioridades van cambiando con el transcurso del tiempo y también algunos objetivos se van cumpliendo a medida que pasan los días. Por ello os recomendamos que cada cierto tiempo los vayas visualizando, analizando y redefiniéndolos. De esta manera irás viendo si estás haciendo todo lo posible por cumplirlos, si es lo que sigues queriendo alcanzar, etc.

Recuerda que todo lo que se quiere conseguir necesita de trabajo diario, de horas de sacrificio, de mucha motivación y de apoyo y comprensión por parte de los nuestros. Rodéate de gente que te sume, que no te reste, sé constante y perseverante e intenta estar en el sitio adecuado a la hora adecuada. La suerte también ayuda un poquito. ¡Mucho ánimo y a por tus sueños!


Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *