Conoce qué es el Instabreast

sujetador

La mayoría de locuras surgen o bien en China, Japón o Estados Unidos. En esta ocasión cruzamos el charco para trasladarnos a los Estados Unidos de América para conocer qué es el Instabreast, o más bien, un aumento de pecho temporal que no dura más de 24 horas.

Un aumento al instante, un instante que dura varias horas y que se ha popularizado con ese ingenioso nombre: Instabreast, o “pechos instantáneos”.La revolución del aumento de pecho ya está aquí y cada vez posee más y más seguidoras. En la ciudad de Nueva York es toda una tendencia.

En qué consiste Instabreast

Se trata de una inyección salina que provoca que el pecho aumente entre una talla o talla y media y dura alrededor de 24 horas el efecto. Una vez transcurrido ese tiempo, pierde todos los efectos. La demanda no para de crecer y el inventor de esta tendencia es un doctor Norman Rowe, que a día de hoy está trabajando en una nueva inyección que haga que el busto aumentado de la mujer perdure más de 24 horas.

sujetadores

Cada vez son más las mujeres que se animan a ir a la consulta del cirujano norteamericano para que les pueda ayudar para tener una talla más de pecho, para así poder disfrutarlos una noche de gala o varios días en la playa.Incluso esta técnica sirve para probar literalmente cómo se vería la mujer con un posible aumento de pecho, que si no quiere pasar por quirófano directamente ahora tiene la oportunidad de ver cómo le sentaría. El doctor Rowe asegura que el desear tener una talla más por un día ya es un hecho y que se podrá implantar en 2016 sin problemas porque la inyección a día de hoy está pendiente de aprobación por parte de la FDA. 

El doctor Rowe no quiere desvelar el secreto de su mezcla de salino y otros componentes. Asegura que su implantación no requiere tiempo de recuperación como ocurre en la cirujía plástica. Muchos expertos por su parte piden precaución puesto que esta medida puede producir algunos hematomas por culpa de la alta presión de los vasos sanguíneos que se localizan en los pechos.

No sabemos si el sector femenino de la sociedad española estaría dispuesta a inyectarse salino para aumentar su pecho, por el momento son las neoyorkinas las más lanzadas a probarlo. El tiempo nos dirá si es una moda pasajera o no.


Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *