Cómo quitar las uñas permanentes de manera sencilla

Cómo quitar el esmalte permamente

Quitar las uñas permanentes puede no ser un paso de lo más fácil porque ya sabemos que este tipo de esmaltes se adhieren mucho más que los básicos. Ya que se suelen fijar con la lámparas de uñas y esto los hace casi indestructibles. Pero si no puedes pasarte por el centro de belleza, recuerda que en casa también puedes hacerlo, siguiendo unos pasos bastante sencillos.

No, no debes preocuparte porque también te harán falta grandes herramientas para conseguirlo. Solo seguir los consejos y un poco de paciencia. Si ya llevas un par de semanas con la manicura permanente, llega el momento de cambiar y por eso, has pensado que en casa siempre se hace todo mejor. Pues vamos a explicarte cómo llevarlo a cabo.

Quitar las uñas permanentes con papel aluminio

Seguro que te sonará, y mucho, este método. Porque es uno de los más conocidos en el mundo de la belleza.

  • Primero debes aplicar un poco de crema hidratante en la zona de las cutículas porque pueden resultar ligeramente dañadas y no es lo que queremos.
  • Ahora será el momento de limar un poco las uñas para retirar la capa superior del esmalte. Hazlo siempre en una misma dirección.
  • Necesitas un trozo de algodón que mojarás en acetona pura y que colocarás sobre la uña. Evita que toque la piel.
  • Para que al algodón no se mueva y nos estropee el trabajo, envolveremos los dedos en un trozo de papel de aluminio o papel plata. Aunque si tienes a mano el papel film, también te servirá.
  • Ahora tienes que esperar unos 15 minutos y luego retirar la envoltura de los dedos.
  • Si todavía queda algún resto, que seguro que sí, puedes pasar un paño que esté humedecido en agua caliente.
  • Lava bien las manos y listo.

Cuidado de las uñas permanentes

Ayúdate del limón para retirar el esmalte

Cuando nos quedan algunos restos de la manicura, pero no queremos o no debemos aplicar acetona, entonces vamos a usar el limón. Sí, se convierte en otro de los grandes aliados más que nada porque tiene esa acidez que también es el punto perfecto para deshacernos del esmalte y lógicamente no daña tanto la piel como lo hace la acetona. En este caso, primero debemos ablandar un poco las uñas sumergiéndolas en un poco de agua caliente. Luego, con el limón o una rodaja del mismo, frotaremos las uñas. Es cierto que puede llevarte más tiempo pero seguro que verás cómo el esmalte va desapareciendo.

Un poco de calor para quitar las uñas permanentes

No podemos olvidarnos de otro de los mejores métodos para disfrutar de retirar este tipo de uñas. Es cierto que el primer paso será el de pasar la lima para retirar al exceso de esmalte. Luego, necesitas dos cuencos porque uno lo podrás dentro del otro al baño María. Para ello, debes calentar agua en el cuenco grande y colocar el más pequeño en él. ¿Qué echaremos este pequeño? Pues la acetona. De manera que si ya de por sí es un buen remedio, con ese plus de calor, tendremos todo cuanto necesitamos para poder disfrutar de un mejor resultado. Debes esperar unos 15 minutos, luego intenta deshacerte de los restos de esmalte que queden y es que seguro que lo conseguirás de una manera más sencilla, porque habrán ablandado más de lo que crees.

Trucos caseros par retirar esmalte permanente

Cuida al máximo tus uñas y tus dedos

Independientemente del método que uses, necesitas cuidar al máximo las uñas y los dedos. De manera que tras haber quitado el esmalte permanente, lo mejor es darles un respiro y no volver a pintar las uñas en unos días. Además, cada día, debes seguir aplicando un poco de crema hidratante, tanto en la parte de las cutículas como en toda la mano, que nunca viene nada mal. Cualquier duda que tengas, lo mejor es dejarte guiar por expertos y acudir a tu centro de belleza de confianza.


Deja tu comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*

*

  1. Responsable de los datos: Miguel Ángel Gatón
  2. Finalidad de los datos: Controlar el SPAM, gestión de comentarios.
  3. Legitimación: Tu consentimiento
  4. Comunicación de los datos: No se comunicarán los datos a terceros salvo por obligación legal.
  5. Almacenamiento de los datos: Base de datos alojada en Occentus Networks (UE)
  6. Derechos: En cualquier momento puedes limitar, recuperar y borrar tu información.