Cómo pasar de pelirrojo a rubio

Somos muchas las que cada cierto tiempo queremos un cambio en nuestra vida. Así que, lo mejor es comenzar siempre por los que son un tanto más sencillos. En este caso, hablamos de pasar del pelirrojo a rubio en nuestro cabello. Una opción perfecta para crear un nuevo estilo.

Ambos colores tienen diferentes tonalidades, lo que hará que el trabajo se pueda dificultad en función de las mismas. De ahí que cuando tengamos dudas, siempre es mejor recurrir a un profesional. Solo él sabrá recomendarte las mejores opciones para tu look pero también para tu cabello. No te pierdas estos consejos antes de dar el paso.

Cómo elegir el tono adecuado

En primer lugar no es solo pasar del pelirrojo al rubio. Sino que entran una serie de cuestiones a tener en cuenta. Por un lado, hay que elegir los colores exactos. Mirar qué tipo de pelirrojo tenemos y luego buscar el color rubio que más nos guste o que mejor vaya con nosotras. Tiene que haber un equilibrio y que sea un poco no demasiado llamativo. Cuando el pelirrojo tiene una base media, puede estar muy cerca de coincidir con el rubio. Por lo que para aclarar un poco el cabello puedes optar por un color rubio que tenga ligeros reflejos rojizos. Claro que también tenemos el rubio ceniza, un poco más oscuro pero con mucha luz.

Esto es lo más cercano a tu color pelirrojo, pero si buscas un gran cambio, entonces puedes decantarte por los rubios platino. Además, tenemos el rubio dorado que siempre intensifica el color y como no, da un aspecto con mucha vida y luminosidad. Claro que esto no siempre se rige por lo que realmente nos gusta sino por lo que nos quedará bien. De ahí que si tienes el piel oscura, entonces es mejor una tonalidad más cálida como el rubio dorado que hemos  mencionado. Si tienes la piel mucho más carla, opta por los colores llamativos y platinos.

Cómo pasar del pelirrojo a rubio

  • Reflejos: Una de las formas que tienes para pasar de tu pelirrojo al rubio es a través de los reflejos. Es una técnica sencilla y rápida. De este modo, el cambio no será radical, sino que te aportará más luz y un resultado muy natural. Suelen aclarar un par de tonos de tu color natural, por lo que no será tan agresivo con tu cabello.

  • Tinte: Sin duda, la más conocida es el tinte. Cubrirá totalmente nuestro cabello y es un tanto más agresivo que el anterior, porque se necesita de decoloración para conseguir un resultado perfecto. Dependiendo de la tonalidad, la decoloración será más o menos intensa.

Si quieres realizarlo en tu casa, también puedes hacerlo aunque el resultado no será el mismo. Debes comprar un kit de decoloración de cabello así como el tinte elegido. Intenta comprar el primero en la farmacia para asegurarnos que estamos usando uno propicio. Debes seguir las instrucciones del envase. Para ello, te pondrás los guantes y comenzarás a decolorar el cabello por mechones. Irás aplicando el producto desde la raíz hasta las puntas. No lo dejes más tiempo del necesario porque llegará a estropearse.

Luego retirarás con agua y pasarás al siguiente paso. Echarás el tinte, también según las instrucciones del fabricante. Lo irás aplicando hasta cubrir bien tu cabello. Puedes comenzar por la zona superior e ir haciendo reparticiones. Tras aplicarlo, peina el cabello para asegurarte que el tinte se ha repartido con precisión. Esperarás unos 20 minutos y lavarás el cabello. Al secarlo, comprobarás el cambio en el mismo. ¡Habrás pasado del pelirrojo a rubio!. Recuerda proteger el color así como tu cabello con champús y acondicionadores para pelo teñido.


Categorías

Peinados

Desde pequeña tenía claro que lo mío era ser profesora. De ahí que me haya licenciado en Filología Inglesa. Algo que se puede combinar a la perfección con mi pasión por la moda, la belleza o la actualidad. Si a todo esto le añadimos un poco de música rock, ya tenemos el menú completo.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*

*

  1. Responsable de los datos: Miguel Ángel Gatón
  2. Finalidad de los datos: Controlar el SPAM, gestión de comentarios.
  3. Legitimación: Tu consentimiento
  4. Comunicación de los datos: No se comunicarán los datos a terceros salvo por obligación legal.
  5. Almacenamiento de los datos: Base de datos alojada en Occentus Networks (UE)
  6. Derechos: En cualquier momento puedes limitar, recuperar y borrar tu información.