Cómo funciona la terapia de pareja

terapia-pareja

La terapia de pareja es una herramienta bastante eficaz, a la hora de solucionar diferentes problemas que se pueden dar dentro de una pareja. Discusiones y peleas frecuentes, falta de deseo sexual en la relación o la presencia de ciertos elementos tóxicos en el día a día, son muchos de los motivos por los que una pareja debe buscar ayuda para salvar dicha relación.

Una manera de solucionar dichos problemas consiste en acudir a la citada terapia de pareja. En el siguiente artículo te mostramos en que consiste tal terapia y si de verdad resulta útil para una pareja con problemas.

En qué consiste la terapia de pareja

La terapia de pareja puede ayudar a formar de nuevo una relación que se encuentra rota o a terminar con dicho vínculo. Gracias a la propia terapia, la pareja es capaz de ver y darse cuenta con la ayuda de un profesional de los problemas que tienen ambas personas y lo que tienen que hacer para solucionarlos.

La terapia de pareja no sirve de nada si ambas personas no se involucran de lleno en la misma. Hay que querer en todo momento el volver a construir una relación sólida. El profesional ofrece una serie de pautas que ambas personas deben seguir y de esta manera cumplir los objetivos marcados al inicio de tal terapia. Antes de todo, el profesional al frente de la terapia debe saber los causas o los motivos que han provocado que la pareja llegue a tal situación. A partir de ahí, se debe trabajar para solucionar tales problemas y establecer una serie de objetivos que ayude a la pareja a formar de nuevo una relación sana basada en el amor y en la confianza.

terpia

Cómo funciona una terapia de pareja

En la terapia están presentes el profesional, la pareja y la relación que existe entre ambos. Hay sesiones de manera conjunta en la que acude la pareja y de manera individual con solo uno de los miembros de la relación. El profesional debe examinar cada punto de vista de las partes e intentar ofrecer una serie de herramientas que ayude a ambos a solucionar los problemas que han surgido dentro de la relación.

Aunque mucha gente vea la terapia de pareja como el último recurso para salvar una relación, se trata de una magnífica opción a la hora de resolver algún que otro problema que pueda darse dentro de la propia pareja. Por tanto, no hay que acudir a terapia cuando está todo a punto de destruirse. Un buen profesional puede ayudar a dos personas a limar algún que otro problemilla que se produzca dentro de la pareja y fortalecer mucho más la relación.

En definitiva, la terapia de pareja puede ser una maravillosa herramienta para salvar una determinada relación. Aunque muchas personas acuden a la misma como la última bala que les queda para gastar, la verdad es que no hace falta acudir a la misma cuando el castillo de naipes. Si observas que tu relación no va lo bien que tu quisieras, es bueno el acudir a un buen profesional que sepa ver el problema y ayudar a solucionarlo. Hay que ver en todo momento la terapia de pareja como algo bueno que puede ayudar a la pareja a despegar de nuevo.


El contenido del artículo se adhiere a nuestros principios de ética editorial. Para notificar un error pincha aquí.

Sé el primero en comentar

Deja tu comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

*

*

  1. Responsable de los datos: Miguel Ángel Gatón
  2. Finalidad de los datos: Controlar el SPAM, gestión de comentarios.
  3. Legitimación: Tu consentimiento
  4. Comunicación de los datos: No se comunicarán los datos a terceros salvo por obligación legal.
  5. Almacenamiento de los datos: Base de datos alojada en Occentus Networks (UE)
  6. Derechos: En cualquier momento puedes limitar, recuperar y borrar tu información.