Cómo evitar problemas estomacales en verano

Problemas estomacales

Durante el verano llegan las vacaciones, el cambio de temperatura y los cambios en nuestros hábitos. Son muchas las cosas que llegamos a cambiar por lo que a veces nuestro estómago sale perjudicado. Los problemas estomacales pueden llegar a ser algo recurrente durante el verano debido a estos cambios, por lo que deberíamos prevenirlos.

Evitar los problemas estomacales en verano es posible si cuidamos nuestros hábitos. No debemos dejarnos llevar tanto que finalmente lleguemos a perjudicar nuestra salud. Hay muchas formas de evitar tener problemas estomacales durante la temporada estival.

Intenta comer a horas fijas

Durante el verano y las vacaciones no solemos tener los mismos horarios que cuando estamos en la rutina del día a día. Esto hace que cambiemos las horas a las que comemos habitualmente, algo que el cuerpo nota. Es mejor que aunque estemos de vacaciones intentemos llevar un horario que sea lo más normal y fijo posible, porque esto nos ayudará a sentirnos mucho mejor y a evitar los problemas estomacales y otros como el cansancio.

Hidrátate mucho

Hidratación

Si el cuerpo no está lo suficientemente hidratado podemos tener molestias estomacales e incluso una sensación de hambre que solo es necesidad de hidratación. Durante el verano con las altas temperaturas sudamos mucho más por lo que también necesitamos hidratarnos más a menudo. Si no lo hacemos puede que nos deshidratemos con los consiguientes problemas. Tendremos dolor de estómago, dolor de cabeza e incluso mareos y bajadas de tensión.

Toma comidas ligeras

El calor y las comidas pesadas no van bien juntas y esto lo sabemos todos. Cuando tomamos comidas demasiado calóricas nuestro cuerpo genera calor, lo que hace que en verano lleguemos a sentirnos sofocados y con malestar. Las digestiones se hacen más pesadas, por lo que siempre deberíamos intentar que nuestras comidas fuesen mucho más ligeras. Es decir, tomar alimentos que sean de fácil digestión como verduras, frutas y carnes magras.

Comer fuera

Comidas ligeras

Cuando comemos fuera debemos tener especial cuidado. Durante el verano es mejor evitar algunos alimentos que se puedan estropear con facilidad como puede ser la mayonesa. Siempre es mejor pedir bebidas embotelladas y evitar platos que nos puedan causar malas digestiones o problemas como gases. Así podremos disfrutar de una buena comida y una digestión sana.

Termina con una infusión

Hay personas que tienen malas digestiones todo el año. Puede que sea por lo que comen o porque su estómago es delicado, pero siempre sienta bien terminar las comidas con una infusión que nos ayude en la digestión. En verano podemos tomar la infusión fría que está igual de buena. Te recomendamos la de manzanilla o la de hinojo, ambas muy buenas para evitar los gases y las digestiones pesadas. Si tomas una infusión tras las comidas, podrás disfrutar de un estómago más sano.

Conserva bien los alimentos

Conservar los alimentos

Es importante que además de hacer comidas ligeras todo lo que tengamos y sea perecedero lo tengamos en la nevera para que se conserve, pues con este calor los alimentos se pueden llegar a estropear muy rápido. Fíjate siempre en las fechas de caducidad y tira alimentos que se encuentren en mal estado. Además, intenta comprar siempre productos frescos para evitar que se estropeen.

Cuidado con las intoxicaciones y gastroenteritis

Durante el verano es habitual que las personas sufran intoxicaciones por alimentos en mal estado o se contagien de gastroenteritis. Lo primero se debe evitar comiendo en lugares de confianza y conservando bien los alimentos en casa. Lo segundo puede evitarse en gran medida si cuidamos las medidas de higiene. Hay que lavarse las manos, evitar compartir botella o cubiertos con otras personas e ir a lugares en donde tengan buenas medidas de higiene.


Sé el primero en comentar

Deja tu comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*

*

  1. Responsable de los datos: Miguel Ángel Gatón
  2. Finalidad de los datos: Controlar el SPAM, gestión de comentarios.
  3. Legitimación: Tu consentimiento
  4. Comunicación de los datos: No se comunicarán los datos a terceros salvo por obligación legal.
  5. Almacenamiento de los datos: Base de datos alojada en Occentus Networks (UE)
  6. Derechos: En cualquier momento puedes limitar, recuperar y borrar tu información.