Cómo evitar la ansiedad que produce el encierro

Ansiedad

Ya hemos pasado más de un mes encerrados en casa, aunque hay mucha gente que puede salir a trabajar o a pasear a sus mascotas. Pero lo cierto es que esta situación nos está pasando factura a todos, porque supone una gran pérdida de libertad. Es por eso que están apareciendo muchos problemas psicológicos ligados a este encierro.

Uno de los más frecuentes es la ansiedad que se genera ante una situación que no podemos controlar y que nos frustra y nos supera a partes iguales. Es por eso que si estás experimentando esa sensación de opresión en el pecho, las taquicardias y el nerviosismo, es hora de que les pongas fin.

Cómo funciona la ansiedad

La ansiedad es una forma que tiene nuestro cuerpo de ayudarnos a enfrentarnos a algo que requiere de la activación del sistema nervioso. En una situación de peligro esto está muy bien, porque puede hacer que nos anticipemos, pero en una situación en la que realmente no hay ningún peligro esta sensación solamente nos genera nerviosismo, taquicardias, malestar y falta de respiración. Es una respuesta del cuerpo ante algo que no sabe gestionar, una situación que está fuera de su control, de ahí que nos resulte tan difícil superar este problema.

Respira hondo

Respirar hondo

Una de las cosas que debemos aprender a hacer cuando aparece el nerviosismo vinculado a la ansiedad es respirar. Puede parecer algo muy básico pero si no nos relajamos y lo controlamos, esa sensación puede ir a peor. Así que debes relajarte, sentarte en un lugar tranquilo y respirar. Respira hondo sintiendo cómo se hinchan tus pulmones y luego expulsa el aire de forma controlada y lenta. Realiza esto varias veces y concéntrate solamente en la respiración, ya que es lo que te va a ayudar a bajar las pulsaciones y a disipar el nerviosismo.

Realiza meditación

Meditar

Estos días tenemos tiempo de muchas cosas, pero al mismo tiempo parece que no queremos parar ni un momento por miedo a darnos cuenta de que estamos encerrados. Es bueno parar un poco para realizar meditación. Esto es algo que le ayuda a muchos a centrarse en el aquí y ahora para estar más presentes y ser conscientes de lo bueno y lo malo que tiene el encierro.

Visualiza tus futuros planes

Algo que nos puede ayudar a rebajar la intensidad es la simple idea de que todo esto tiene un final, aunque parezca lejano. Llegará el día en que podamos salir de casa de nuevo y volver a hacer cierta vida normal. Así que debes ir visualizando qué harás cuando todo pase y cómo aprovecharás el tiempo. Es bueno darse cuenta de este tipo de cosas para valorar mucho más lo que tenemos cuando pensamos que nuestra vida es normal.

Comunícate con los demás

Comunicarse

Hoy en día vivimos en la era de las comunicaciones, así que es sencillo poder hablar con otros a través de las redes sociales. Utiliza estos recursos a tu favor, ya que cuentan con grandes ventajas. Las videollamadas nos pueden acercar a nuestros amigos, pero también puedes hablar con ellos por los chats, compartir memes, vídeos y otras cosas que os hagan estas horas mucho  más amenas. No hay que perder el contacto humano en estos días.

Haz deporte

Sí, es cierto que si tenemos ansiedad esto nos cuesta. Pero es importante llevar una rutina diaria en la que también hagamos algo de deporte. El deporte nos puede ayudar a rebajar el estrés y la ansiedad, mejorando también nuestro estado de ánimo y nuestro físico. Así que apúntate a algunas clases online y disfruta cuidándote desde casa. Todas estas cosas pueden ayudarte a que los días pasen antes.


El contenido del artículo se adhiere a nuestros principios de ética editorial. Para notificar un error pincha aquí.

Sé el primero en comentar

Deja tu comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

*

*

  1. Responsable de los datos: Miguel Ángel Gatón
  2. Finalidad de los datos: Controlar el SPAM, gestión de comentarios.
  3. Legitimación: Tu consentimiento
  4. Comunicación de los datos: No se comunicarán los datos a terceros salvo por obligación legal.
  5. Almacenamiento de los datos: Base de datos alojada en Occentus Networks (UE)
  6. Derechos: En cualquier momento puedes limitar, recuperar y borrar tu información.