Cómo encontrar y mantener la motivación

Cómo encontrar la motivación

La motivación es ese impulso que nos lleva a hacer las cosas, a lograr nuestros objetivos aunque estos se encuentren lejos. Se puede necesitar la motivación para muchas cosas, desde escalar una montaña a estudiar o ir todos los días a trabajar con ilusión. La motivación forma parte de nuestra vida pero no siempre logramos mantenerla, ya que requiere un esfuerzo. Es por eso que hay personas que al perder la motivación dejan de perseguir sus objetivos.

Es importante aprender a encontrar y mantener la motivación a lo largo del tiempo para poder llegar allí a donde queremos llegar. Ese impulso nos ayuda a diario y nos mantiene activos para poder realizar tareas y cosas que nos resultan difíciles. Esta motivación modifica nuestra forma de actuar y es un aliciente para conseguir lo que deseamos.

Organiza tu vida

Es difícil encontrar la motivación para hacer las cosas si no tenemos ninguna organización y nos perdemos en los detalles. Tener las cosas bien claras es algo fundamental porque nos ayuda muchísimo a saber en dónde está el objetivo y también nos ayuda a ver los avances. Ver cómo avanzamos en la consecución de nuestras metas es muy necesario porque así mantenemos la motivación alta siempre, ya que vemos resultados. La organización de cualquier objetivo o tarea nos puede resultar de mucha ayuda porque así sabremos en qué punto estamos y lo que tenemos que hacer para lograr objetivos poco a poco.

Realiza las tareas difíciles antes

Encontrar la motivación

Si puedes elegir qué tareas haces primero, deberías elegir las que te resultan más difíciles antes, porque al principio es cuando tu motivación está más alta y tienes más energía para conseguir tus objetivos. Así cuando lleves tiempo realizando tareas ya solo te quedarán las más fáciles, algo que hará que puedas mantener el ritmo para acabar con lo que tengas que hacer. No siempre es posible elegir las tareas que se hacen pero no deberíamos dejar las que menos nos gustan para el final porque corremos el riesgo de perder el interés o las ganas, es decir, la motivación para llevarlas a cabo.

Ten claros los objetivos

Saber qué es lo que deseamos lograr y tenerlo siempre presente nos puede ayudar a que la motivación no baje. Es fácil que con el tiempo perdamos la perspectiva y no veamos a dónde nos lleva lo que hacemos. Es por eso que en esos momentos debemos pararnos y pensar en el objetivo final. Pon este objetivo en una pizarra o en algún lugar en el que puedas verlo fácilmente para mantener la motivación para lograrlo bien alta.

Toma tus descansos

Encontrar la motivación

No es posible realizar bien las tareas si nos puede la fatiga. Tan importante es saber mantener la motivación y trabajar como saber parar cuando estamos cansados. El descanso es muy necesario en cualquier tarea. Nuestro cuerpo debe descansar y también el cerebro, que debe reponerse del esfuerzo para volver al trabajo siendo más eficiente. Así que siempre deberías respetar tus tiempos de descanso. Organiza estos tiempos y respétalos. Sin duda alguna notarás la diferencia al final, puesto que esto te ayudará a estar más fresco a lo largo del tiempo.

No te compares con los demás

A la hora de lograr objetivos en la vida es un gran error compararnos con los demás, ya que cada persona tiene su propio camino, sus fortalezas y debilidades. Es bueno tener bien presente lo que podemos lograr, pero también deberíamos dejar las comparaciones con otras personas que no nos llevan a nada, puesto que esto nos puede desmotivar. Ver que otra persona ha logrado lo que queremos mucho antes y con menos esfuerzo puede hacer que perdamos desmotivación y confianza con nosotros mismos.


El contenido del artículo se adhiere a nuestros principios de ética editorial. Para notificar un error pincha aquí.

Sé el primero en comentar

Deja tu comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*

*

  1. Responsable de los datos: Miguel Ángel Gatón
  2. Finalidad de los datos: Controlar el SPAM, gestión de comentarios.
  3. Legitimación: Tu consentimiento
  4. Comunicación de los datos: No se comunicarán los datos a terceros salvo por obligación legal.
  5. Almacenamiento de los datos: Base de datos alojada en Occentus Networks (UE)
  6. Derechos: En cualquier momento puedes limitar, recuperar y borrar tu información.