Coletas retro, peinados clásicos

Coletas retro

Las coletas nos resultan cómodas y muy prácticas a la mayoría de mujeres. Nos permiten mantener nuestra cara despejada, lo que resulta imprescindible en determinadas ocupaciones. Pueden ser además, elegantes y sofisticadas; ese es el caso de las coletas sixties que hoy os mostramos.

Coletas retro, clásicas o con cierto aire rebelde; todas ellas nos hacen recordar a la era dorada de Hollywood, a ese cine clásico en blanco y negro. Dos tendencias clave encontramos en ellas: un marcado volumen superior y/o el flequillo ladeado. Revive el glamour de tiempos pasados con nuestra siguientes propuestas.

Hoy todavía se sigue relacionando la era dorada de Hollywood y/o el cine clásico, con el glamour. Fueron muchas las actrices que marcaron tendencia en esa época y cuya imagen ha conseguido trascender hasta nuestros días. Podemos imaginarlas fácilmente con estas coletas, elegantes y sofisticadas.

Coletas retro

En la década de los 60, los peinados tenían un característico aspecto estructurado. Las siluetas se exageraban, marcando volúmenes a través de tupés cardados en la parte superior –peinados poufs– y recogiendo el cabello en la nuca. Sin embargo, no verás excesos en nuestra , sino versiones suaves, con volúmenes sutiles y elegantes.

Encontrarás propuestas con volumen que recogen todo el pelo hacia atrás, despejando totalmente la cara; pero también propuestas otras con raya a un lado cuyo fin es simular un flequillo. Según tus facciones, podrás elegir aquella que mas te favorezca o con la que mas segura te sientas.

Si apuestas por las versiones mas clásicas, que parten de una melena lisa y con brillo, cuida todos los detalles; crea ligeras ondas en la parte mas baja de la coleta para lograr ese acabado tan característico de la época. Si escoges versiones mas messy y desenfadadas, sujeta el cabello detrás de las orejas con alguna horquilla para evitar que según avanza el día estos acaben molestandote.

¿Os habéis fijado en la tercera propuesta? Es la mas rebelde, tiene un aire punk innegable. Tanto esta como las otras propuestas te pedirán si o si una buena mascara de pestañas y una buena dosis de eyeliner.


Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *