Caspa: Tipos, causas y remedios más comunes

Como bien sabemos, la caspa es algo bastante incómodo. No solo porque se llegue a notar en la ropa, sino porque se trata de algo molesto para quien lo sufre. Los picores no se hacen esperar y desde luego, dependiendo del tipo de la misma, siempre puede dar lugar a problemas mayores.

Así que hoy hemos decidido explicar un poco qué es realmente la caspa además de hablar de los tipos que nos encontraremos, sus causas y como no, los remedios más comunes y habituales. Quizás así, sea la mejor de las maneras para poder hacerle frente y decirle adiós para siempre.

Qué es la caspa

Seguro que has buscado información en más de una ocasión. La caspa se puede definir como una descamación de la dermis que se encuentra en la zona del cuero cabelludo. Parece que la piel muerta de esta parte se va deshaciendo. Esto es porque el proceso de renovación celular no es el correcto. Se dice que, aunque puede presentarse en todas las edades, cierto es que va muy unida al tema hormonal. Por eso, puede disminuir en personas de más edad.

Los tipos de caspa

Aunque sus bases son prácticamente las mismas, cierto es que se pueden diferenciar dos tipos de caspa, como son las siguientes:

  • Caspa seca: Cuando hablamos de la caspa seca, nos referimos a una especie de piel o escamas que son bastante finas y como tal, secas. Con el picor de la cabeza, tendemos a rascarnos y debido a ello, notaremos cómo la piel se va cayendo y será más visible por el resto del cabello.
  • Caspa grasa: Aunque parezca un tanto raro, es cierto que también nos podemos encontrar con la denominada caspa grasa. Se llama así porque se centra en esas partes de la cabeza donde tenemos más grasa. Una de ellas puede ser la zona de la nuca o cerca de la parte de la frente y sienes.

Causas de la aparición de la caspa

No hay una causa clara. Aunque cierto es que siempre se suele hablar de una de las más comunes. Ésta se produce debido a un hongo. Cuando éste crece de manera muy rápida, afecta a la renovación de las células. Será ahí cuando el picor entre en nuestra vida, seguido de la ya conocida caspa. Además de este hongo, también se le atribuyen otras causas como pueden ser ciertas alergias, transpiración excesiva, el estrés o el uso de ciertos productos.

Los remedios más comunes

Debemos utilizar un champú suave, que cuiden el cuero cabelludo y que al mismo tiempo también hagan lo propio con el ph de la piel. Cuando tenemos caspa, lo mejor es lavar el pelo de manera regular. Aunque a veces se piensa lo contrario, lo idóneo es que al lavar el cabello, la piel muerta ya se puede ir eliminando antes de que el problema sea más notable.

Por otro lado, podemos hacer masajes con el vinagre de manzana. Simplemente lo echaremos sobre el cuero cabelludo, realizamos el masaje unos minutos y eliminamos con agua templada. Lo podremos repetir un par de veces a la semana. El aceite del árbol de té es perfecto ya que es anti-bacteriano y antibiótico. También debemos cuidar nuestra alimentación ante un problema de grasa como éste.

Debemos evitar, en la medida de lo posible, los alimentos grasos así como los fritos. Optaremos por las verduras, que siempre están dispuestas a ayudarnos. Sobre todo, en este caso, las que más selenio o zinc tengan. Algunas de ellas pueden ser las calabazas, pepinos o berenjenas. Sin olvidarnos de los frutos secos como las nueces. También podrás ayudarte de infusiones como la cola de caballo. Verás cómo poco a poco, tu problema va disminuyendo.


Categorías

Peinados

Desde pequeña tenía claro que lo mío era ser profesora. De ahí que me haya licenciado en Filología Inglesa. Algo que se puede combinar a la perfección con mi pasión por la moda, la belleza o la actualidad. Si a todo esto le añadimos un poco de música rock, ya tenemos el menú completo.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*

*

  1. Responsable de los datos: Miguel Ángel Gatón
  2. Finalidad de los datos: Controlar el SPAM, gestión de comentarios.
  3. Legitimación: Tu consentimiento
  4. Comunicación de los datos: No se comunicarán los datos a terceros salvo por obligación legal.
  5. Almacenamiento de los datos: Base de datos alojada en Occentus Networks (UE)
  6. Derechos: En cualquier momento puedes limitar, recuperar y borrar tu información.